• Regístrate
Estás leyendo: El papel de la mujer en el sector cafetalero de Hidalgo
Comparte esta noticia
Domingo , 21.04.2019 / 16:05 Hoy

Ciencia Y tecnología

El papel de la mujer en el sector cafetalero de Hidalgo

Varios autores

Publicidad
Publicidad

La transformación de la condición de las mujeres es un rasgo fundamental de las nuevas sociedades, una de las principales manifestaciones del cambio estructural que las sociedades de hoy están experimentando. Las raíces de esa transformación son dos fenómenos interrelacionados. 1) La entrada masiva de las mujeres en los mercados laborales y, 2) Los movimientos sociales basados en la defensa de la identidad de género.

A lo largo de la historia de la humanidad la mujer siempre ha participado en actividades que ayudan al sostenimiento del hogar, algunas veces reconocidas, otras no.

La mujer mexicana desempeña un papel fundamental en la caficultura y también en este sector sufre las desigualdades, la inequidad y la discriminación. Las mujeres producen café, cosechan, actúan como eficientes jornaleras, ellas sirven como técnicas y promotoras, son excelentes y honestas dirigentes, alimentan a productores y cortadores.

Sin embargo, las evidencias de campo indican que la gran mayoría de las mujeres (100 de 105), ya sean socias o esposas de socios, trabajan en el cafetal un promedio de tres meses anuales, tres días a la semana, en comparación con tres meses al año y seis días a la semana por parte de los hombres.

El proceso del cultivo de café tiene varias fases: vivero, trasplante, labores culturales, cosecha, beneficiado y venta. Las mujeres realizan actividades en las fases de vivero, cosecha y beneficiado ya que se piensa que tienen habilidades manuales y destrezas físicas como rapidez y exactitud para la selección y clasificación de granos de mejor calidad (Aranda, 1996; Benería y Roldán, 1992).

En lo que concierne al área económica, existe una marcada diferencia entre socias y esposas de socios. La mitad de las primeras (48%) tiene una mejor situación de vida y cerca de un tercio (29%) puede solventar problemas económicos, comparadas con sólo 8% y 4% de las esposas de socios, respectivamente. Como ya se dijo arriba, esta diferencia radica en que las socias comercializan personalmente el producto de su cafetal, por lo que obtienen beneficios directos de su trabajo. Hay que reconocer, sin embargo, que el impacto de la organización en el aspecto económico no es tan alto como debiera ser puesto que ninguno de estos porcentajes supera 50%.

En realidad, tendrían que ser más las mujeres (socias y no socias) con posibilidades de solventar problemas económicos o transitar a una mejor condición de vida. Queda pendiente seguir impulsando y analizando iniciativas de desarrollo local que conduzcan a la autosuficiencia alimentaria y generación de ingresos en condiciones de sustentabilidad ambiental, equidad social y de género.

El total de tazas que un mexicano consume en un día promedio es de 2.40, las tazas que consume en el hogar en un día promedio es de 1.88 y las tazas que consume fuera del hogar en un día promedio es de 1.35. El reciente aumento en el consumo de café en nuestro país, así como la demanda global, trae como consecuencia que el sector cafetalero en México crezca y, con éste, también la creación de empleos y la participación de la mujer cafetalera en la producción de esta bebida.

Desde el punto de vista químico, el grano Arábigo contiene 1.1 a 1.7% de cafeína, mientras que la Robusta contiene de 2 a 4.5 por ciento. Y el sabor en la taza en las dos especies tampoco es igual: Arábico es más dulce y aromático y sensiblemente menos amargo y astringente que el experimentado con la Robusta. La bebida obtenida de esta última es más fuerte y amarga.

Una propuesta es que la mujer pueda participar activamente en las organizaciones y consejos dedicados al sector cafetalero en nuestro país, ya que, ellas podrán ejercer un papel importante y se obtendrán beneficios para ambas partes, una mejor eficiencia en la realización de trabajos involucrados con la producción y venta del café y nuevas oportunidades en las remuneraciones que esto conlleve para la mujer, que posteriormente impactará en el ingreso obtenido y dirigido a los hogares, destacando dos actividades el agroturismo y la venta de productos ornamentales.


Dr. Danaé Duana Ávila

Profesor de tiempo completo de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.