• Regístrate
Estás leyendo: Nazismo norteamericano
Comparte esta noticia
Miércoles , 24.04.2019 / 13:30 Hoy

Causa Legal

Nazismo norteamericano

Arturo Argente

Publicidad
Publicidad

Casi 2 mil niños han sido separados de sus padres desde que el secretario de Justicia Jeff Sessions anunció la política migratoria “tolerancia cero” que hace uso de un viejo almacén en el sur de Texas, Estados Unidos. Es en ese despreciable lugar hay cientos de niños inmigrantes separados de sus padres aguardando su destino. Es indignante ver esta imagen que aloja infantes separados de sus familias y que en la oscura incertidumbre de su destino final, estos niños enfrenten esta pesadilla con botellas de agua, bolsitas de papas fritas y grandes láminas de papel aluminio para que puedan dormir. Las jaulas en cada sección desembocan en zonas comunes donde hay baños portátiles. Las luces en los techos están encendidas las 24 horas. Estos campos de detención han resucitado los campos de concentración del holocausto que se vivió en la segunda guerra mundial. Con estas violaciones claras a los derechos humanos Donald Trump quiere presionar a los demócratas para que asuman una nueva legislación migratoria y aprueben la financiación necesaria de un nuevo muro en la frontera con México.

Es lamentable que en pleno siglo XXI seamos testigos de este tipo de barbarie y más aún porque se trata de niños que son separados injustamente de sus padres. Es imposible ignorar la angustia que viven los pequeños con sus papás en un país que ni siquiera es el suyo. Es un abuso originado por las políticas de un presidente soberbio y fuera de toda cordura, que no tiene límites, y son claras violaciones a los derechos humanos de este grupo de personas.

No es justo y es ilegal privar a los niños de la presencia y el cuidado de sus progenitores, hacinándolos en lugares inhóspitos, expuestos a todo. ¿Dónde quedó el respeto por los seres humanos?

El gobierno de México enfrenta una clara llamada de atención para atender su descuidada frontera sur y empezar a crear condiciones para que la migración ilegal sea atendida de manera eficiente y real por nuestras autoridades. Esperemos que el gobierno mexicano dé una respuesta agresiva y ruda como la dieron contra Venezuela.

Por otro lado, para Donald Trump, privilegiar la seguridad nacional sobre la protección de los derechos humanos en su país es una realidad. Y que para encarar los desafíos de la globalización va a hacer uso de los migrantes como un instrumento que sirva para amagar a sus socios comerciales en la guerra económica que él ha iniciado. Toda esta indignación que ha generado a nivel mundial puede ser usada para crear una política de terror humano que refleja el uso de seres humanos desechables para él, y que sirvan como simples instrumentos para lograr sus objetivos. De este dictador todo se puede esperar y ese es el tipo de “racionalidad” que utiliza para hacer realidad sus metas.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.