• Regístrate
Estás leyendo: Mediciones sin sustento
Comparte esta noticia
Viernes , 22.02.2019 / 11:07 Hoy

Columna de Sarkis Mikel Jeitani

Mediciones sin sustento

Sarkis Mikel Jeitani

Publicidad
Publicidad

La lucha contra la pobreza en México no se hace por medio de un discurso de propaganda política; debe conocer el fondo de su origen, causas y los factores que contribuyen en la carencia externa de recursos vitales y el cómo determinar la pobreza.

Con este argumento se nos hace obligación antes de cualquier declaración por parte de los gobernantes quienes la utilizan como parte de una estrategia publicitaria política sin fundamento que sustenta como política publica.

La pobreza es carencia de recursos, el mismo cae en estipulo de diferenciar a los pobres en una categoría de característica, esto se traduce sobre todo en la gran diferenciación existente entre el mismo sector de la pobreza.

La noción de pobreza en las últimas décadas, el debate sobre la conceptualización y medición de la pobreza desde un enfoque económico o multidimensional y la percepción ciudadana sobre la pobreza ha experimentado cambios a lo largo de los tiempos como un fenómeno irremediable e inevitable, estos cambios de perspectiva se han reflejado en el ámbito político, este fenómeno transforma a un compromiso de cortar urgentemente el riesgo que se abordó de forma más específica en la declaración del Milenio de las Naciones Unidas (ODH), documento suscrito por 189 países en el año 2000, contribuyó a la conformación de una nueva agenda internacional cuyo objetivo es la lucha contra la pobreza en una posición central.

La decisión del Gobierno Federal de alterar los números de los indicadores y no difundir el índice de pobreza, no tiene fundamentos técnicos ni sociológicos como argumentan sus instituciones públicas pese a las justificaciones irrazonables y multiplicidad de metodologías o estigmatizaciones sociales fuera de los reglamentos internacionales que México ha firmado como se mencionó anteriormente, aunado a los mecanismos que tomaron como indicador alternativo para calcular la pobreza.

Sólo ha mostrado resultados fuera de la realidad. Esto hizo que la sociedad niegue los resultados, además de que los números no son afines y a pesar de la inconformidad general, el gobierno sigue defendiendo su elemento de engañar a los ciudadanos, no basta esto también hace que ya nadie crea en ningún indicador oficial sea del Federal, Estatal o hasta Municipal.

Como el caso del estudio de Estado de Hidalgo la semana pasada, donde el gobernador Juan Francisco Olvera Ruíz señaló que Hidalgo escaló cuatro lugares en el Indicador de Nutrición (entre 17 y 18), indicó que Hidalgo se encuentra entre los lugares 15 y 16 a nivel nacional en materia de pobreza, a pesar que esta noticia alienta la esperanza de la mejoría en materia de pobreza es muy difícil lograr una cifra de indicador confiable después del mal escenario por parte del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) y el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (CONEVAL) quienes apuntaron que los intereses políticos perjudican la credibilidad de las instituciones y los gobernantes para que la sociedad pueda conocer la realidad que viven y permita ver la medida del nivel de pobreza y confiar en el gobierno federal, quien debe abstenerse de emitir un informe con la metodología y sistematización a base de los acuerdos internacionales que había firmado México.

colegiolibredehidalgo@gmail.com
www.colegiolibredehidalgo.com.mx

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.