• Regístrate
Estás leyendo: Darán 'Terapia Divina' en el Teatro San Jerónimo
Comparte esta noticia
Sábado , 23.03.2019 / 07:29 Hoy

Darán 'Terapia Divina' en el Teatro San Jerónimo

Eric del Castillo y Erika Buenfil mostrarán una divertida plática entre Dios y una terapeuta, a partir del 22 de febrero.
Publicidad
Publicidad

Abatido por el mundo actual y dispuesto a terminar con toda su creación, Dios (Eric del Castillo) solicita una cita urgente con una terapeuta (Erika Buenfil), madre soltera de un joven con autismo (Sebastián Carpio) que siendo atea nunca ha le pedido nada.

Esta es la historia de Terapia Divina, obra que se presentará a partir del 22 febrero en el Teatro San Jerónimo Independencia; con un toque de comedia, el guión de Anat Gov mostrará escenas inquietantes y dilemas de la existencia humana, para hacer que el público reflexione. 

“Está obra de teatro es muy simpática, profunda en algunos momentos, se trata de una fantasía de que Dios viene a la tierra a buscar a una psicóloga porque ya no sabe qué hacer con el hombre; la escoge a ella porque nunca le ha pedido nada porque no cree en él, pero en el fondo sí cree, como pasa con muchos ateos", dijo Del Castillo en conferencia de prensa.

Y añadió: “Hay ciertas preguntas que a la humanidad le gustaría hacer, por qué Dios dejó de hablar con el hombre; al mismo tiempo Dios toma conciencia de que se ha portado mal con la humanidad. Para mí ha sido un privilegio hacer está obra con una maravillosa actriz, que ha demostrado su talento en el escenario”.

Su compañera agradeció la oportunidad de trabajar con el director Enrique Vega, la producción y, por supuesto, el elenco; además, destacó que la puesta en escena no da sermones, porque todas las respuestas de Dios son muy divertidas e invitan a que jóvenes y adultos se acerquen al teatro.

“Es una experiencia formidable hacer teatro y formar parte de esta producción. Ha sido un encuentro padre con Eric, nos estamos entendiendo, somos traviesos y empieza a haber comunicación, es la primera vez que trabajamos juntos; llegué cuando el ya se sabía el guión, entonces tuve que meter velocidad, pero fue un gran ejemplo verlo”, señaló.

Mencionó que es un regalo estar en el escenario y que este papel le cayó “como anillo al dedo”, porque reúne algunas características y cosas similares a su vida, por ejemplo, ser una madre fuerte, que saca adelante a su hijo con valentía y amor. 

Finalmente, Sebastián Carpio contó que fue un reto trabajar su papel, pues debe dar vida a un joven de 17 años con autismo en tercer grado y ha querido con respeto y realismo; él entró a la obra cuando los protagonistas ya estaban en ensayos, pero afortunadamente tuvo a grandes maestros.

DIGL

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.