• Regístrate
Estás leyendo: Una zona metropolitana que se pelea el agua
Comparte esta noticia
Miércoles , 24.04.2019 / 00:39 Hoy

El desmenuzadero

Una zona metropolitana que se pelea el agua

Erik Vargas

Publicidad
Publicidad

Pensar en una zona metropolitana sigue siendo un sueño guajiro, no solo porque el sur de Tamaulipas relegue al norte de Veracruz, sino porque incluso Tampico relega de Madero o Altamira.

Claro, man, hablo de políticos, aunque también se subraya la actitud social, la forma de interacción, cosas mundanas como cuando, recuerda usted, se pensaba en poner apellido a la playa de Miramar para diferenciarla de los demás municipios.

Bueno, el viernes en la ponencia del consejero internacional del agua para el Banco Mundial, José Eduardo Mestre, se puso en la vitrina uno de las grandes anclas que reducen el potencial de desarrollo: ni para la gestión, planeación y uso del agua, hay conurbación.

¿Es lógico que entre ciudades donde sus habitantes no reconocen el cambio de nomenclatura municipal, se peleen por el agua?

Que si la Conagua no sirve, que si la Comapa es una bazofia burocrática y obsoleta, que si la Caev le vales madres el norte de Veracruz, que si las comisiones son la caja chica de los partidos políticos.

Entonces, ¿cuál es el destino?, ¿que algún día salemos o contaminemos las lagunas tanto que se vuelvan inutilizables? ¿que un día se seque el Chairel?

Los conferencistas, en su mayoría, proponen lo que ya se ha tocado tanto; una reingeniería de las dependencias para el mejor manejo de los recursos del agua, que el dinero que suba por recaudación baje de manera segura en el estudio y análisis de las condiciones climáticas y de medio ambiente, que a través de estos tengan una justa ejecución de proyectos mediante una planeación que le dé sustentabilidad, no solo por la licitación (cara de político babeante) de obras millonarias a lo ingrato.

Increíble, pero también ahonda en la necesidad de la intervención de la sociedad, como ocurrió en la oposición para detener el amenazante Monterrey VI que pudo haber afectado, de realizarse, la producción agrícola, ganadera, y obviamente, del consumo humano de la Zona Conurbada

Entonces, para que se logre toda esta despolitización, la sociedad debe intervenir pero como zona metropolitana, un área que incluya a los 5 municipios que tienen el potencial de desarrollo urbano, turístico, industrial, portuario, agropecuario y lo que le guste sumar, ¿es suficiente?

Y de conciencia, porque la popó y la basura que llega a las lagunas, ‘maifren’, son suyas y mías. _

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.