• Regístrate
Estás leyendo: Jalisco insiste en chaleco y placas para motociclistas
Comparte esta noticia
Miércoles , 20.02.2019 / 11:50 Hoy

Jalisco insiste en chaleco y placas para motociclistas

El argumento de la autoridad es que las motos son utilizadas para cometer delitos y además, son manejadas por personas que realizan labores de halconeo.
Publicidad
Publicidad

Pese a que en su momento la medida fue reprobada por estigmatizar a la persona, el Gobierno del Estado de Jalisco decidió relanzar el programa y anunció que a partir de marzo todos los motociclistas deberán portar chaleco con número de placas. De lo contrario serán multados y se les decomisará el vehículo si no comprueban su procedencia.

El operativo se aplicará en todo el Estado, principalmente en el Área Metropolitana de Guadalajara (AMG) y está dirigido a motos de bajo cilindraje, de menos de 250 centímetros cúbicos.

El argumento de la autoridad es que las motos son utilizadas para cometer delitos y además, son manejada por personas que realizan labores de halconeo. Es decir, quienes avisan a presuntos integrantes del crimen organizado cuando elementos de alguna corporación policiaca arriba a determinada demarcación.

Sin embargo, ni el coordinador del Gabinete de Seguridad en el Estado, ni tampoco el secretario de Seguridad Pública, dieron a conocer estadísticas sobre el número de ilícitos en los que utilizan este tipo de transporte, y que finalmente los llevó a reactivar los operativos.

Eso sí, “hay miles de motocicletas utilizadas por delincuentes para robar, para asaltar, para transportar el material robado, para huir de la autoridad, para transportar droga, de tal manera que existen verdaderas bandas de motociclistas que sin control alguno recorre nuestras calles y avenidas representando un riesgo para la sociedad”, dijo Macedonio Tamez Guajardo, coordinador del Gabinete de Seguridad.

Este operativo fue implementado por la pasada administración y al final se suspendió por las medidas cautelares que emitió la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH).

Hoy, dijo, “no le estamos preguntando” a la CEDHJ. Además, dijo que la medida no violenta los derechos humanos.

Los motociclistas deberán portar los números de placas en chalecos o camisas con un tamaño de 30 por 20 cm; deberán contar con el 20% de material antirreflejante en su vestimenta; casco, luces, señales intermitentes; portar la tarjeta de circulación y la licencia.

“Esta medida no sólo los permitirá identificarlos con certeza en un instante, sino que a la vez tiene la intención de evitar la delincuencia y el mal uso de estos vehículos disposición que ya existe en el reglamento vigente pero ha sido indebidamente ignorada durante muchos años”, argumentó Tamez.

La multa para los motociclistas que incumplan la medida es de entre 844 a 2 mil 534 pesos. También, se asegurará el vehículo en caso de no portar la tarjeta de circulación y la licencia de motociclista.



638 motos decomisadas

Este operativo arrancó la semana pasada y hasta apenas este miércoles se oficializó.

El secretario de Seguridad Pública del Estado de Jalisco, Daniel Velasco Ramírez detalló que se han decomisado 638 motos.

El 40 por ciento carecía de placas y 60 por ciento de tarjeta de circulación. En ese lapso, los agentes viales levantaron 2 mil 921 infracciones

Fue el coordinador de Seguridad, Macedonio Tamez Guajardo quien aseguró que el 80 por ciento de las motocicletas, no han sido reclamadas por los dueños. De ahí que se presuma que son robadas y usadas para delinquir.

“Curiosamente de las motos que se han asegurado por infracciones, la mayoría no han sido recogidas por sus propietarios, lo cual habla que muchas de ellas eran robadas y usadas para la delincuencia y está en el corralón, el propietario de ellas debe presentar la documentación, pagar la multa y la puede recuperar, pero por lo menos el 80 por ciento siguen ahí”, concluyó.

SRN

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.