• Regístrate
Estás leyendo: ¡La honrosa situación de retiro!
Comparte esta noticia
Viernes , 19.04.2019 / 10:04 Hoy

Cadena de mando

¡La honrosa situación de retiro!

Juan Ibarrola

Escuchar audio
Publicidad
Publicidad

Después de tanto “sesudo” análisis respecto a la designación de los generales Rodríguez Bucio y Núñez Márquez, debido a su “proceso de retiro” —lo cual para algunos se convirtió en una tomada de pelo por parte del Presidente—, vale la pena llevarlo a la realidad.

La fracción I del artículo 24 de la Ley del Instituto de Seguridad Social para las Fuerzas Armadas dice que una causal de retiro es llegar a la edad límite que se establece en el artículo 25 de esta ley; para el caso de los generales de brigada, le edad es de 63 años.

Pocos saben que los soldados de tierra, mar y aire tienen derecho a solicitar uso de licencia por 12 meses anteriores a su retiro; lo que el general Luis Rodríguez Bucio no solicitó. Lo que sucedió el jueves pasado solamente fue la presentación de quienes serán designados como comandantes de la Guardia Nacional y de la Coordinación Operativa Institucional. No están contratados todavía.

Apenas el propio jueves se presentaron al Senado de la República las leyes secundarias de la Guardia Nacional. Faltará después crear la ley orgánica para que, a partir de ahí, comience la materialización, ahora sí, del órgano.

Cuando la Guardia comience operaciones legales, formales y cotidianas, selección y contratación del nuevo personal, el adiestramiento, doctrina, uniformes, pertrechos, construcción de cuarteles, compra de vehículos y transportes para tierra, mar y aire, etc., tanto el general Rodríguez Bucio como el general Núñez Márquez ya estarán en la honrosa situación de retiro.

Es muy importante entender que el responsable de la Guardia Nacional es el secretario de Seguridad y Protección Ciudadana, por lo que entonces, a quien le reportarán tanto el comandante como los coordinadores operativos es a Alfonso Durazo y no al general Sandoval o al almirante Ojeda.

Cuidado, no se confundan en esta realidad.

A pesar de que los militares en la honrosa situación de retiro nunca pierden su estatus militar, en el retiro y a nivel laboral son considerados por la ley como civiles.

La Guardia Nacional tendrá un comandante y un “Estado Mayor” conformado por la comisaria Trujillo Mariel, el general Núñez Márquez y el almirante García Chávez, los tres de probada competencia, habilidades y capacidades, quienes como parte de sus objetivos deberán coordinarse con otras instituciones para enfrentar en conjunto el trágico y terrible problema de la inseguridad; y lo harán siempre desde el ámbito civil.

Una estrategia de seguridad interior nunca se basa únicamente en violencia y el proyecto de la Guardia está diseñado para involucrar a las instituciones que tienen la responsabilidad de mejorar la vida de los mexicanos.

Solamente quienes no se interiorizaron en el tema de la Guardia Nacional están ahora lanzando un grito al cielo.

Todos los cuerpos armados similares a la Guardia tienen una administración civil combinada con una tutela militar. El resultado siempre ha sido exitoso, y ahí está el ejemplo, francés, chileno, italiano y muchos más.

Seguramente Rodríguez Bucio impondrá en la Guardia Nacional disciplina militar.

¿Si alguien conoce otra mejor, entonces que la proponga?

Y no es militarización.

… es el derecho que da la honrosa situación de retiro para pertenecer a una institución civil.

jibarrolals@hotmail.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.