• Regístrate
Estás leyendo: Giuseppe Moscati, médico de los pobres
Comparte esta noticia
Miércoles , 24.04.2019 / 10:01 Hoy

Susurros...

Giuseppe Moscati, médico de los pobres

Irma Vela

Publicidad
Publicidad

El día 12 de abril se celebra la festividad de San Giuseppe Moscati, médico, investigador y científico, uno de los más grandes santos modernos, cuya devoción es palpable en Nápoles.

Un gran ser humano que dedicó su vida a cuidar de los pobres, utilizó su profesión como un medio para ayudar a las almas a acercarse a Dios.

Nació en Benevento, Italia el 25 de julio de 1880, hijo de un juez Francesco Moscati y una aristócrata Rosa De Luca del Marchesi di Roseto; desde temprana edad mostró una gran sensibilidad y buscó conjugar la ciencia y la fe al cuidado de los enfermos.

El 4 de agosto de 1903 se graduó de medicina de la Universidad de Nápoles Federico II con el grado de honores; ganó el concurso de auxiliar numerario en el Hospital de Incurables; estuvo en el Instituto de Química Fisiológica en 1908.

Fue miembro de la Real Academia Italiana de Medicina Quirúrgica y obtuvo un Doctorado en Química Fisiológica.

Fue pionero en el campo de la bioquímica, siendo de los primeros en la aplicación de la insulina. Fue gran formador de sus alumnos y se entregó por completo a la medicina con el fin de ser un médico de almas…

Sus actos heroicos se hicieron presentes en la erupción del volcán Vesubio en 1906, ayudando a trasladar enfermos en la Torre del Greco, donde había un gran hospital y durante la epidemia de cólera en Nápoles en 1911, cuidó a los enfermos de las zonas más afectadas de la ciudad.

Durante la Primera Guerra Mundial evitó enlistarse en el ejército; sin embargo, organizó un hospital donde cuidó a 3,000 soldados.

Llegó a ser conocido como el “médico de los pobres”, logrando un lugar en los corazones de sus pacientes, ayudando incluso con sus propios recursos.

Falleció el 12 de abril de 1927, después de haber ido a realizar su jornada en el hospital, hacia las 3:00 de la tarde, se sentó en su sillón y murió. Se dice que después de haber muerto se hizo presentea varias personas…

Han sido muchos los milagros que se le adjudican, razón por la cual, en 1975 fue beatificado por el Papa Pablo VI y el 25 de octubre de 1987 fue canonizado por el Papa Juan Pablo II.

“En verdad la vida no es tan injusta, en cada prueba que Dios nos pone hay una oportunidad”, dijo Giuseppe Moscati.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.