• Regístrate
Estás leyendo: Más allá del Momo
Comparte esta noticia

Sin edición

Más allá del Momo

Daniela Mendoza Luna

Publicidad
Publicidad

El pánico que generó en redes sociales el famoso Momo Challenge dejó en evidencia la cantidad de menores de edad que navega en internet sin supervisión y lo expuestos que están a contenidos no aptos o, peor, a un ser presa de pedófilos o redes de prostitución.

El gobierno del estado, a través del Sipinna, se vio en la necesidad de lanzar una alerta debido a la recomendación que desde la Dirección General se realizó, ya que en otras entidades del sur del país se estaban dando casos en los que los niños y adolescentes eran retados a desaparecer a la supervisión de su familia por más de 48 horas.

Cierto es que no hay registro de casos de niñas, niños o adolescentes de Nuevo León que se hayan involucrado (aún) en alguno de estos engaños de las redes sociales, pero también es verdad que hay una gran cantidad de menores vulnerables a ellos.

Un estudio realizado por la maestra Deyra Guerrero Linares de la Facultad de Ciencias de la Comunicación, muestra que en el área metropolitana de “seis de cada 10 niños y adolescentes de entre 8 y 11 años de edad navegan en las redes sociales sin ser vigilados por algún adulto de confianza; cuatro de entre una decena no conocen las medidas preventivas de seguridad que deben tomar al utilizar esas plataformas, y tres ignoran los riesgos a su integridad que existen en ellas”.

Ella señala que “los factores que agudizan esta problemática son: las carencias de educación para los medios; el que no existan campañas masivas de prevención; los rezagos en la actualización del marco jurídico; la falta de candados de edad estrictos en los portales de las empresas de social media”, entre otras.

La maestra y sus alumnos presentaron en 2017 una iniciativa de reforma a la Ley de Educación, para establecer como obligación de la autoridad estatal el “fomentar el uso responsable y seguro de las tecnologías de la información y comunicación en el sistema educativo”, fue autorizada el 31 de mayo de 2017, pero la determinación se ha quedado en el papel y la vulnerabilidad de quienes aún no cumplen la mayoría de edad, va en aumento. El Momo será el fenómeno del momento, pero el peligro es real.


Twitter:@dameluna

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.