• Regístrate
Estás leyendo: Morena y su tibieza
Comparte esta noticia
Viernes , 22.02.2019 / 09:27 Hoy

El otro enfoque

Morena y su tibieza

Alfonso Machuca

Publicidad
Publicidad

1.- Las sospechosas quejas de Morena

El diputado de Morena, David Alejandro Landeros, se quejó amargamente porque en la Junta de Gobierno y Coordinación Política del Congreso del Estado, le echaron abajo la solicitud para auditar los trabajos del nuevo Palacio Legislativo.

Según el legislador morenito, sus compañeros lo forzaron para bajar la impúdica idea, no sólo porque renovaría un tema que fue agotado hace una semana, sino porque a nadie de los actuales coordinadores parlamentarios, le conviene abordar el tema.

Lo más sospechoso de todo fue que, quien le insistió mucho en bajar el asunto, fue el diputado de izquierda, Isidoro Bazaldúa Lugo, coordinador de la flamante fracción parlamentaria del PRD, que pasa de noche en la actual legislatura.

En el Congreso, el PRD no existe, ni la izquierda tampoco y a los morenos les falta valentía.

A decir de los sabedores, aunque le hicieran manita de vaca, de chivo o de marrano al diputado Landeros, a fin de desactivar sus negras intenciones, lo cierto es que el representante de Morena tampoco quiso llevar el tema a la más alta tribuna del pueblo.

2.- Amenazó con hacerlo, pero temió

El tibio diputado juró que había un acuerdo por parte de los mini partidos para presentar la propuesta, pero que, a la mera hora, todos se echaron para atrás, lo que, por supuesto, negaron por la sacrosanta curul donde se sientan.

La diputada ecologista, Beatriz Manrique Guevara, tampoco se negó a dar carpetazo completo a semejante asunto, pero recordó que primero debe terminarse la obra y entonces encargar una auditoría integral de la nueva casa legislativa.

Sobre todo, bajo la sospecha que, en el periodo de Gerardo Trujillo, donde se formalizaron más contratos, se logró convencer al ex ecologista, David Cabrera, de saltarse al PAN o al Gobierno del Estado, a fin de olvidar los tantos problemas del nuevo Palacio.

¿Así o más claro?

3.- ¿Qué le pasa Lupita II?

La diputada priista, Lupita Velázquez, tuvo que dejar la sesión del Congreso del Estado, para atender a las decenas de romitenses que se apersonaron en la casa del pueblo, a fin de reclamar su dinero.

Resulta que el equipo de la legisladora, operó un programa de vivienda en Romita, a través de una Asociación Civil, pero resultó que tanto los funcionarios municipales, como los filantrópicos priistas, se llevaron el dinero.

¿A poco?

Bueno, al menos así lo relataron los manifestantes, por lo que la diputada priista insistió que su equipo no recibió dinero y señaló a los funcionarios municipales, encabezados por el ex alcalde priista, Rogelio López, quienes "perdieron" los enganches de los campesinos.

10 ó 20 mil pesos por cabeza.

Por supuesto que el ex alcalde, Rogelio López, de inmediato desmintió a la diputada, lo que evidencia un pleito muy severo entre los priistas del terruño y sus trapos inmundos que los persiguen sin misericordia.

¡Bárbaros!

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.