• Regístrate
Estás leyendo: Chemours trabajará con alta tecnología
Comparte esta noticia
Lunes , 18.02.2019 / 06:56 Hoy

Chemours trabajará con alta tecnología

Se tiene contemplado instalar un oxidador térmico, el cual elimina en alto porcentaje cualquier tipo de producto que llegue a salir a la superficie.
Publicidad
Publicidad

La empresa Chemours busca garantizar 0% de emisiones al medio ambiente con la implementación de tecnología de punta.

El área de Comunicación y Vinculación, indicó aunque la construcción está detenida (al 30%), se tiene contemplado instalar un oxidador térmico, el cual elimina en alto porcentaje cualquier tipo de producto que llegue a salir a la superficie.

“Es de las tecnologías más avanzadas implementadas en esta planta, además que se estará captando el vapor de los procesos para la generación de energía eléctrica limpia”.

Chemours Laguna contempla una inversión de 3 mil 200 millones de pesos en la construcción de su planta ubicada en la comunidad de Dinamita, municipio de Gómez Palacio, Durango. 

Con una expectativa de generar mil empleos durante su construcción y 300 empleos de alta especialidad para la producción de cianuro de sodio para el sector minero. 

La obra está detenida, pero no la capacitación. “Estamos a la espera de que se nos libere para poder continuar con la construcción, no hay fecha, el equipo de abogados son los que tienen información directa”.

En recorrido realizado por Milenio, se pudo observar el abandono en el que se encuentran las diferentes áreas en las que construía la planta.

Una gran estructura metálica se erige pero que luce abandonada. El área de tanques que ya muestran el maltrato del tiempo. 

Sólo unas trailas tienen actividad en donde se realiza labor de capacitación de personal, pero no hay operaciones, no hay técnicos en campo, ni ingenieros en procesos. 

Suspensión impacta economía de población
Representantes de la empresaChemours advierten pérdidas económicas importantes. Fueron casi 200 personas que tenían un trabajo, aunque se estima que se  llegó a contar con alrededor de 500 en las últimas fechas. 
Un porcentaje de esas personas eran de las comunidades.
Además de las que trabajaban en la construcción del complejo, otras laboraban prestando servicios de limpieza, comedor, hospedaje, soldadura, talleres de mantenimiento de vehículos, entre otros y que ahora no tienen un sustento económico.
"La gente que tenía máquina ria las llevaba a darles mantenimiento en los poblados cercanos. Tenían casas rentadas en comunidades como El Siete Actividad que ya se detuvo", expuso Manuel Eduardo BuenAbad Arellano, especialista en entrenamiento en Chemours. 

Co, de 26 años de edad insistió que la suspensión de la 

obra ha repercutido mucho, se 

ofrecían servicios de comida, 

se contrataba personas del 

pueblo a 300 a 400 personas.
“El impacto es fuerte y hoy se 

desconoce lo que están haciendo los pobladores de estas 

comunidades que se habían beneficiado”.

Población informada

Julio Enrique Reyes, gerente de Seguridad y Administración,

explica la tecnología que se busca implementar para evitar la posible emisión de sustancias contaminantes para el medio ambiente y así mantener informada a la población de sus actividades.

Se indicó que frente a la obra detenida, lo que se hace es cuidar y proteger esos equipos, se realizan diferentes rondines durante el día. 

En la actualidad se tiene equipos de bombeo, infraestructura de equipos mayores de operación, equipo para procesos, electrificaciones, en una superficie de 90 hectáreas.

Explicó que se estima la instalación de un oxidador térmico, el cual elimina en alto porcentaje cualquier tipo de producto que llegue a salir como emisión al ambiente, siendo tecnología de las más avanzadas, un área de materias primas y habrá tubería para alimentar la zona de tanques.

“Nosotros generamos vapor a alta temperatura, se puede reutilizar mandandola a una cogeneración de energía eléctrica, donde todo el excedente se va a redireccionar con ellos y se va a producir energía eléctrica y se trabajará junto. Se producirá 20 Megas y la planta sólo utilizará 9 Megas y en lugar de mandarlo a la atmósfera, se canalizará a la CFE, pero la planta puede sugerir hacia donde se puede utilizar”, explicó.

Se dijo que como parte de un proceso regulatorio, una de las primeras acciones que se realizó fue un trámite ante SEMARNAT a nivel nacional, para dar a conocer la forma en que se va a impactar el entorno en el que se estará trabajando y en este esquema se genera una serie de acciones posteriores a lo que se va a tener. 

“Nosotros vamos más allá de lo que desde el punto de vista regulatorio se nos exige y lo que hicimos fue implementar y empezar a trabajar en un vivero, que es básicamente un cordón sobre la malla perimetral ubicado en la zona norte, donde se relocalizó parte de lo que son estas especies que están bajo protección, se reubicó la parte de flora y también la fauna, de tal manera que si se encontraran serpientes, ardillas, lagartijas, conejos, se relocalizaban. En cuanto a flora, si bien no se tiene como tal, especies de lento crecimiento, como biznagas, las cuales hasta algunos años sí se relocalizado". 

Son 90 hectáreas de superficie, se tiene todo un cordón perimetral donde se relocalicen especies nativas como gobernadora, maguey, biznagas, de lento crecimiento, yucas, para su conservación.

Además se tendrá una replantación de 5 mil árboles. El vivero luce abandonado, pues quienes ahí laboraban, no lo hacen ya, tras la suspensión.

Trabajar en Chemours

Para trabajadores de la empresa Chemours, integrarse a la planta laboral les ha representado una oportunidad de crecimiento personal y profesional. 

Tal es el caso de Viridiana Isabel Rojo Agredano de 24 años, nacida en Tepic Nayarit, egresada de la carrera de Ingeniería Bioquímica de la UAdeC. En su opinión, La Laguna la ha conquistado, además de conseguir un esposo, hoy esta región le da la oportunidad de desarrollarse profesionalmente en Chemours, luego que hace casi 12 años migró a La Laguna por el trabajo de su papá. 

“Fue un cambio muy grande para mi, aquí conocí a mis verdaderos amigos, estoy lejos de mi familia, pero estoy feliz, créanme que La Laguna me ha hecho feliz, me han adoptado muy bien, los laguneros son muy buenos. Me gusta mucho el trato, tiendo mucho a hacer amistades, estoy en una iglesia cristiana”.

 Viridiana se desempeña el área de Cristalización.

“Trabajar aquí me ha representado mucho, aquí en La Laguna no hay plantas químicas y esta es una gran planta. He estado en una de las empresas de la región, pero esta ha sobrepasado muchas de mis expectativas esta empresa, tienen la pasión por la seguridad, nos cuidan, tiene un ambiente laboral muy bueno y a parte la empatía con los jefes es muy bueno, se ponen al mismo nivel y nos dan la confianza.

“Soy muy amiguera, mis jefes directos tiene la confianza de hablar con nosotros, cuando nos vienen a visitar de poblados aledaños yo participo con ellos para informarles, platicamos, me llevo bien con las personas, yo ya me considero lagunera, me gusta que nos conozcan.

Regresa a la tierra de sus padres

Jesús González García de 35 años ya conocía las tierras donde hoy se construye Chemours. Su madre es de Gómez Palacio y su padre nació en Dinamita, Durango. Siempre iban de vacaciones y conoce a la mayoría de los habitantes de la comunidad de El Siete. 

“No es lo mismo jugar en ciudad que con la naturaleza, con mis primos me iba al campo a cazar lagartijas, nos divertíamos, antes había unos corrales que hacían con quiotes, para usarlos como garrocha para saltar las bardas. Nos la pasamos en una "cuevita" donde se encuentra una virgen”, recuerda. 

Terminó la carrera de Mecatrónica en la Universidad Tecnológica de Torreón, ahora se desempeña como ingeniero en el área de Mantenimiento en la empresa Chemours. 

“Me genera mucha satisfacción, la mayoría en la actualidad tiene que salir fuera a buscar trabajo y esta empresa cayó del cielo. Si llegó a salir tarde del trabajo puedo quedarme en la casa de cualquier familiar que vive aquí. De mi casa en Gómez para acá hago 20 minutos. En lo profesional, queremos seguir progresando en la empresa, esperemos seguir ascendiendo y aprovechando las oportunidades”, señaló.

Un reto fuerte 

Manuel Eduardo Buen Abad Arellano de 26 años, es especialista en entrenamiento en Chemours.

Egresado de la Universidad Tecnológica de Torreón, su labor se enfoca a la capacitación y adiestramiento en el manejo de producto y el área de materias primas de la compañía. 

“Esto es un reto fuerte, porque día a día aprendemos algo nuevo, tenemos que ver todo lo que involucra la parte química, había estado en la parte automotriz, alimenticia, pero es la primera vez que está en el sector químico. Le ha sorprendido sus niveles y estándares de seguridad. Aquí se maneja la seguridad desde que entramos hasta que salimos, e incluso hasta en nuestras casas seguimos con este esquema de seguridad. Yo soy padre de familia y nos toca llevar esos valores hasta la casa”, indicó.


Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.