• Regístrate
Estás leyendo: Mindfulness y yoga
Comparte esta noticia
Miércoles , 20.02.2019 / 17:52 Hoy

Mindfulness y yoga

Dos prácticas milenarias buscando la purificación de la mente y el despertar de la conciencia
Publicidad
Publicidad

En febrero de 2014, la revista Time dedicaba su portada a una práctica originalmente introducida por el Buda hace 2 mil 500 años: El Mindfulness o Atención Plena, cuyo objetivo es centrar la mente en el momento presente y en la capacidad de darse cuenta de todo lo que sucede en cualquier nivel. Esta práctica en conjunto con la disciplina del yoga es de hecho complementaria y puede ser muy beneficiosa. 

La raíz del Mindfulness se encuentra en el Maha Satipatthana Sutta, uno de los textos fundamentales sobre la meditación budista en el cual se establecen cuatro pilares de la Atención Plena: 

El cuerpo físico: dónde está en el espacio, cuál es su postura, cómo está respirando, qué está haciendo; las sensaciones: me siento bien o mal, qué estoy sintiendo aquí y ahora; el estado mental: si la mente está agitada o no, enfocada o dispersa; y finalmente los pensamientos: qué tipo de pensamientos pasan a través del estado mental concreto en el que me encuentro. 

Más allá de modas, fenómenos mediáticos y el utilitarismo superficial de enseñanzas profundas, la práctica seria de la Atención Plena puede purificar todos nuestros cuerpos, para alejarnos cada vez más del sufrimiento que trae la desconexión del momento presente con el anclaje al pasado o el ansia por el futuro. 

De acuerdo a la yoguini Zaira Leal, autora del libro Una fiesta para el alma, la práctica de asanas es mucho más poderosa y sanadora de lo que parece a simple vista.

“Hoy en día ya sabemos que la memoria se encuentra almacenada también en los tejidos corporales y que al trabajar a nivel físico podemos soltar muchos viejos patrones no sólo de movimiento sino también de pensamiento. Cambiando la forma en el espacio de tu propia materia puedes cambiar muchas cosas en ti mismo a nivel mental-emocional”

Leal señala que al practicar yoga se debe hacer desde la percepción interna del cuerpo, estando totalmente presentes en el aquí y el ahora y fluyendo en la conexión de todos nuestros cuerpos, físicos y sutiles. Ahí es posible que surjan sensaciones o emociones reprimidas relacionadas con memorias del pasado que se quedaron guardadas en el inconsciente actuando desde la sombra: 

“Tienes la oportunidad de estar atento a todo lo que surge, de revisarlo y de transformar tu patrón de movimiento y pensamiento. Cuando eso sucede, empezamos a crear un nuevo patrón cuerpo-mente más abierto, libre, vital y consciente. Estás practicando mindfulness en sus cuatro pilares”. (Continuará…) 

(Con información de yogaenred.com)

Twitter: @caminoamarillo7


Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.