Hechos de fin de semana, el pico más alto de violencia en último año: Astudillo

El gobernador de Guerrero dijo que los más de 20 homicidios ocurridos este fin de semana en el estado son por la lucha entre grupos del crimen organizado.

Ciudad de México

Este fin de semana, Guerrero vivió la crisis de violencia más alta en el último año, afirmó el gobernador del estado, Héctor Astudillo.

Aseguró que los 26 homicidios que hubo entre el sábado y el domingo en la entidad son producto de la pugna entre grupos del crimen organizado, en zonas donde se da el trasiego de la amapola.

TE RECOMENDAMOS: Pugna entre 'ardillos' y 'rojos' recrudece la violencia en Guerrero

"Es un tipo de violencia que se ha venido gestando en Guerrero", dijo Astudillo en entrevista con Carlos Loret de Mola, para el programa Despierta.

Dijo que en Acapulco se libra casi todos los días una lucha entre bandas delincuenciales por el control de territorio.

Sin embargo, aseguró que las zonas turísticas de Guerrero fueron ajenas a la violencia del fin de semana.

TE RECOMENDAMOS: Encuentran 9 decapitados en carretera de Tixtla

"Acapulco tuvo un puente extraordinario. Estos acontecimientos no tuvieron repercusión en el turismo", afirmó Astudillo en entrevista con Adela Micha en Grupo Imagen.

Sin embargo admitió que "hay sin duda una lucha cerrada en los grupos delincuenciales por tratar de ejercer su mando".

Explicó que en la entidad operan grupos como Los Ardillos y otros relacionados con La Familia Michoacana.

"Es la realidad que se ha vivido en Guerrero y a la que se le afrenta todos los días", dijo.

TE RECOMENDAMOS: Ejército reforzará seguridad en Guerrero tras ola de violencia

Ayer, se reforzó la seguridad en los municipios de Teloloapan, Arcelia, Ajuchitlán del Progreso, Tixtla y Chilapa, donde se instalaron Bases de Operaciones Mixtas, integradas por efectivos de la Secretaría de la Defensa Nacional y de la Secretaría de Seguridad Pública del Estado.

Además, se instalaron tres puestos de control en la carretera Iguala-Ciudad Altamirano para la revisión de personas, vehículos y transporte público.

En el caso de los municipios de Tixtla y Chilapa también se acordó la instalación de tres Bases de Operaciones Mixtas integradas por 150 elementos, así como reforzar las acciones de inteligencia para detectar a los grupos delictivos y detener a sus integrantes para consignarlos.


NMA