• Regístrate
Estás leyendo: ¿Qué derecho penal?
Comparte esta noticia
Miércoles , 24.04.2019 / 08:17 Hoy

Ante el espejo

¿Qué derecho penal?

Hernán Mejía López

Publicidad
Publicidad

La trascendental reforma constitucional en "seguridad y justicia" del año dos mil ocho implicó la modificación sustancial a siete artículos relativos a la materia criminal y penal (artículos 16 al 22), el poder revisor de la constitución estableció un plazo de ocho años para su implementación total -tiempo recién cumplido-; su contenido y efectos representan una transformación de mentalidad jurídica para sus operadores y social para sus receptores.

La crisis de ineficacia e ineficiencia del sistema de procuración y administración de justicia penal anterior concurrió por falta de profesionalismo, negligencia o incluso corrupción por parte de sus operadores; ello requirió de una reforma sustantiva y adjetiva con mejores prácticas para eliminar viejos vicios o deficiencias técnico-operativas muy arraigadas.

El nuevo modelo de "Sistema de Justicia Penal Acusatorio" (SJPA) eminentemente -adversarial y oral- aspira a la integralidad de un nuevo esquema de justicia. Con mecanismos de "alternatividad o justicia restaurativa" para la solución de conflictos de: conciliación y mediación. Pretendiendo dinamizar el estático estadio anterior.

Este nuevo (SJPA) innova señalando de manera más clara y precisa las figuras procesales como las vías alternativas o restaurativas, función de la pena, administración penitenciaria, reinserción social, etc.

Sin embargo, su denominador común, su "leitmotiv", es la consagración del derecho a la justicia en su amplía dimensión: rapidez, congruencia, eficacia y transparencia. Ahora el proceso penal es esencialmente dialectico y estará presidido por la idea de deliberación y será la síntesis dialógica de la actividad de las partes, la encargada de respaldar los intereses de verdad, libertad, dignidad y justicia que representan.

Sin embargo, recordemos que los fines del "ius puniendi" o del derecho a castigar del Estado, van más allá de una orientación "causalista, finalista, funcionalista, garantista ó ecléctica del derecho penal".

Todo operador jurídico ha de garantizar con toda eficacia la: a) presunción de inocencia; b) exacta aplicación de la ley; c) in dubio pro reo; d) non bis in idem; e) non reformateo in perus; f) litis cerrada; g) libre valoración de pruebas; h) igualdad procesal; i) tutela judicial efectiva; j) defensa adecuada; k) motivación de la sentencia; l) acceso a los recursos; m) independencia e imparcialidad judicial; n) no autoincriminación; o) no retroactividad de la ley en perjuicio; p) prohibición de la prueba ilícita; q) derecho de ser asistido gratuitamente por un traductor o intérprete, cuando no comprenda o hable la lengua o idioma del Tribunal o Juzgado; y r) garantizar los principios de publicidad, contradicción, concentración, continuidad e inmediación.

Alcanzar el éxito en este nuevo (SJPA) dependerá de la comprensión de todos los operadores jurídicos -particularmente de los juzgadores- de asimilarlo como documento vivo, sensible y dinámico.

Demostrando congruencia espacial y temporal con las nuevas realidades sociales que se presenten.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.