• Regístrate
Estás leyendo: Austeridad contra seguridad: Durazo y Astudillo
Comparte esta noticia
Sábado , 16.02.2019 / 06:22 Hoy

Duda razonable

Austeridad contra seguridad: Durazo y Astudillo

Carlos Puig

Publicidad
Publicidad

El martes Alfonso Durazo dijo que para la separación de la Secretaría de Seguridad Pública del área de Gobernación no se pedirá “ni un quinto más” para su operación.

Indicó que, por el momento, el presupuesto globalizado para el área de seguridad es de “alrededor de 58 mil millones de pesos pero ahí están incorporados todos los organismos desconcentrados, de reinserción social o la propia Policía Federal, que tiene un presupuesto de 28 mil millones de pesos. Tenemos el acotamiento de que no hay ni un peso adicional al presupuesto ya establecido y sobre eso hay que hacer un esfuerzo de austeridad dependiendo de cada una de las actividades, siendo la seguridad una actividad prioritaria estamos defendiendo que la nueva dependencia pueda operar con el mismo presupuesto de este año”.

Ni un centavo más.

Así es esto de la austeridad.

En Guerrero, en 2017 hubo en todo el año, 2 mil 530 víctimas de homicidio doloso. Siete por día. Los primeros seis meses de este año ha habido mil 302 víctimas de este tipo. A este ritmo el año terminará con 70 víctimas más que 2017.

La mayoría de esos homicidios suceden o en Acapulco o en la zona de siembra y trasiego de amapola.

Ayer hablé con el gobernador de Guerrero, Héctor Astudillo.

Reiteró lo que me había dicho hace un par de años y que ahora ha anunciado la próxima secretaria de Gobernación: hay que explorar los caminos para legalizar y regular la producción de amapola para fines médicos y la legalización de la mariguana.

Pero Astudillo sabe que más allá de eso, Guerrero y muchos estados necesitan más y mejor policía. Me explicó que hoy, la expansión de la violencia a muchos otros estados ha hecho que las fuerzas federales ya no alcancen para cubrir las necesidades de intervención. Me dijo que piensa que el próximo gobierno debe aprovechar su mayoría en el Congreso para legislar el mando único y él dice que la Ley de Seguridad Interior debe permanecer.

Y me dijo algo más importante: la situación es tal en el país, que no se trata de capacitar policías, sino de contratarlos y agregó: hoy vale más poner dinero en seguridad que en una carretera. Si no arreglamos la seguridad, nadie va a utilizar esas carreteras.

Lo dice un gobernador que padece la violencia todos los días y lo dicen múltiples estudios: se necesitan más recursos. Muchos más.

La austeridad republicana dice no.

Twitter: @puigcarlos

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.