• Regístrate
Estás leyendo: Somers, tan lejos de CdMX y tan cerca de NY
Comparte esta noticia
Martes , 23.04.2019 / 13:26 Hoy

Nada personal, solo negocios

Somers, tan lejos de CdMX y tan cerca de NY

Bárbara Anderson

Publicidad
Publicidad

Que a Carlos Slim le encanta hacer negocios en Nueva York, todo mundo lo sabe.

Desde vistosas transacciones de compraventa en algunas de las mejores avenidas de la urbe de hierro tasadas en decenas de millones de dólares a inyecciones directas y por mercado accionario al periódico New York Times. Eso sí, el ingeniero (como se le conoce en el mundo de los negocios) no da paso sin huarache en ese código postal.

Y la verdad, a Slim le gusta ir más allá. Calladita, sin embargo, se ha visto su campaña de hacer negocio en Somers, Nueva York. Se trata de una pequeña ciudad al norte de Manhattan que tuvo mejores ayeres cuando Pepsi Bottling Group tenía su sede en esa localidad de apenas más de 20 mil habitantes.

Resulta que por medio de Sebastian Capital, y por medio de los vehículos de inversión de Inbursa, los Slim quieren inyectar nueva vida a los parques de oficinas en este suburbio a 60 minutos de Manhattan.

Se trata de un masivo edificio corporativo con dirección en 1 Pepsi Way, una mole de concreto y vidrio de más de 164 mil metros cuadrados. O para tener una mejor idea, unos 16 Walmart Supercenters.

La fundadora de Sebastian Capital, Roxana Girand, dice que la idea es que los empresarios y emprendedores de Somers y sus alrededores dejen de mudarse a Nueva York o ciudades más atractivas, y aprovechar las nuevas posibilidades de mezclar estilo de vida y productividad que ofrece el edificio en cuestión.

Esto porque además de las áreas de oficinas, la propiedad incluye enormes áreas verdes y amplios estacionamientos en más de 80 hectáreas.

En la época de Pepsi, los tres edificios del complejo tenían capacidad para mil 200 empleados, con pocas opciones de esparcimiento.

Ahora, dice Girand a Westfaironline.com, al complejo lo integran áreas corporativas, canchas de tenis y de básquet, campos de softball, pistas para correr y para andar en bici, así como senderos para campo traviesa.

Girand tiene un trabajo muy difícil: representar a familias ricas de América Latina con propiedades en EU.

En el caso del edificio de Pepsi, se sabe que los Slim lo adquirieron en 2015 por 87 millones de dólares. Con las renovaciones actuales, que incluyen cambios en el lobby para crear vistas naturales espectaculares, seguro la propiedad ha incrementado su valor, y lo hará más en la medida en que lleguen nuevos inquilinos.

Así que la renovación urbana que ha impulsado Slim en diversas áreas de CdMx (como en los alrededores de Polanco o el Centro Histórico), están tomando nueva dirección en los suburbios neoyorquinos .

barbara.anderson@milenio.com

Twitter: @ba_anderson

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.