• Regístrate
Estás leyendo: Los puertos de Chico Pardo
Comparte esta noticia
Jueves , 21.02.2019 / 20:55 Hoy

Nada personal, solo negocios

Los puertos de Chico Pardo

Bárbara Anderson

Publicidad
Publicidad

Hace 4 años, Fernando Chico Pardo compró 49 por ciento de Carrix, la multinacional estadunidense dedicada a logística (puertos y trenes). Las familias fundadoras, Smith/Hemingway, mantienen el resto de las acciones.

No fue cualquier apuesta: con esta operación se sentó en el Board de la mayor operadora privada de puertos de occidente. En aquel momento los analistas calcularon en 1,000 mdd su inversión.  

Hoy las decisiones de Chico Pardo afectan a 210 terminales portuarias y servicios ferroviarios bajo la marca SSA en EU, Canadá, Centro y Sudamérica, Asia, Nueva Zelanda y Sudáfrica, además de México.

“Sin dudas, dejando de lado las operadoras asiáticas que tienen capital estatal, SSA es la líder mundial”, me dice Claudia Sánchez Porras, directora de RP y Asuntos Gubernamentales de SSA México y presidenta de la Asociación Mexicana de Infraestructura Portuaria. Ella lleva más de 30 años en la empresa, incluso antes de la privatización de puertos de 1994 cuando pertenecía a TMM.

“En aquel momento parecía una tragedia que ganáramos el puerto de Manzanillo, que solo movía 60,000 contenedores al año”, recuerda Sánchez.

Hoy, con más de 3 millones anuales, es el principal puerto de contenedores de México (que en total opera 5 millones) y el cuarto de Latam.

SSA tiene la concesión de los puertos de Tuxpan, Lázaro Cárdenas, Veracruz, Cozumel, Progreso y una API con TMM aún en el de Acapulco. “Somos los líderes nacionales en operaciones de puertos en cruceros, en contenedores y de autos”, agrega. Y para SSA global, México es una enorme pieza, ya que de sus más de 200 puertos, el de Manzanillo es el tercero en importancia a escala mundial, después de Panamá.

Desde la llegada de Chico Pardo se invirtieron 500 mdd en sus puertos mexicanos (casi lo mismo que en los 20 años previos), que sirvieron para modernizar operaciones y construir la primera terminal especializada en autos (TEA) del país, en Lázaro Cárdenas. “No solo era un pedido de las automotrices, era una necesidad ya que aumentó en 250 por ciento la exportación de este sector en los últimos años”, agrega.

Ahora el gran negocio al que están apostando es el de los hidrocarburos —que se abrió con la reforma energética. SSA tiene los permisos para la construcción de tanques de almacenamiento de hasta 2 millones de barriles en el puerto de Tuxpan (el más cerca a la CdMx). La obra estará lista para fines de 2019 y demandará una inversión de 250 mdd.

Cercano al negocio turístico (es el principal receptor de pasajeros de cruceros y de turistas del país, con el puerto de Cozumel y el aeropuerto de Cancún), hace pocos meses compró en más de 400 mdd el Hotel Hyatt (ex Nikko) de Polanco y un terreno contiguo donde en los próximos años inaugurara un Park Hyatt.

barbara.anderson@milenio.com
Twitter: @ba_anderson

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.