• Regístrate
Estás leyendo: Sectores textil y arrocero temen al Transpacífico
Comparte esta noticia
Sábado , 23.02.2019 / 03:11 Hoy

Sectores textil y arrocero temen al Transpacífico

Representantes de ambas industrias aseguran que las exportaciones de países como Vietnam pueden significar la pérdida de hasta 150 mil empleos.
Publicidad
Publicidad

El pasado 30 de diciembre entró en vigor el Tratado de Integración Progresista de Asociación Transpacífico (CPTPP, por sus siglas en inglés), y aunque es un gran paso comercial para México, sectores como el textil y el arrocero expresan su preocupación, toda vez que temen que las exportaciones de países asiáticos como Vietnam afecten de manera importante las áreas productivas mexicanas.

En entrevista con MILENIO, José Cohen Sitton, presidente de la Cámara Nacional de la Industria Textil (Canaintex), advirtió que entre las pérdidas que se prevén por la mayor incursión de naciones asiáticas al sector está la pérdida de empleos, situación que, desde su punto de vista, puede generar una crisis en la industria.

Sobre los puntos delicados del tratado, resaltó la parte de la “lista de escaso abasto” —listado de insumos de los cuales un país no produce lo suficiente para cubrir su demanda—, toda vez que de no revisarse se pueden perder hasta 150 mil empleos en los próximos tres años. “Nos pueden hacer pedazos”.

Cohen Sitton indicó que el sector sigue siendo competitivo gracias a su constante inversión: “Exportamos más de 6 mil 500 millones de dólares y hemos invertido alrededor de 2 mil 500 millones en los últimos años”.

Destacó que el flujo de inversión de la industria ha continuado a pesar del contrabando y la triangulación; sin embargo, advirtió que la incertidumbre cancela inversiones, por lo que pidió al presidente Andrés Manuel López Obrador ser claro con los planes. 

Cero protección

Pedro Alejandro Díaz Hartz, presidente del Consejo Nacional de Productores de Arroz de México, indicó que es muy complicado competir con países asiáticos, toda vez que en México no se han implementado medidas como aranceles para proteger a sectores sensibles.

“No estamos para competir con Asia o Vietnam, países a los que tenemos miedo. Nos perjudicarían al 100 por ciento y tendría que entrar un auxilio muy fuerte del gobierno, que es quien abrió las fronteras al arroz vietnamita”, advirtió.

Señaló que en Europa sí se tomaron medidas emergentes por parte del gobierno comunitario al colocar una salvaguarda al arroz de Vietnam, por lo que esto “provocará que los ojos de esos países se ubiquen en México. La firma del Transpacífico nos preocupa mucho”.

Según Díaz Hartz, México produce 250 mil toneladas de arroz palay de campo, consume un millón 250 mil toneladas y se importan 850 mil toneladas; de arroz pulido (listo para vender en anaquel) entran 150 mil toneladas.

“En total hay un millón de toneladas entre palay y pulido, por lo que la llegada libre de esos países nos golpeará fuerte si no se hace algo”, aseguró.

Como medida de apoyo, el dirigente solicitó a los consumidores que se fijen en los alimentos mexicanos para que apoyen a los productores nacionales, dado que de esa forma “el sector puede crecer ante monstruos de otros países”.

La Secretaría de Economía reconoce que el Transpacífico representa retos para México, y señala que la liberalización total de aranceles en productos como el arroz se dará en 10 años, mientras que en atún y prendas de vestir será en 16 años.

Baja en comercio

El Consejo Empresarial Mexicano de Comercio Exterior, Inversión y Tecnología (Comce) advirtió que las exportaciones, importaciones e inversión de México pueden disminuir hasta 2 por ciento durante este año como consecuencia de problemas internacionales y el cambio de gobierno.

En conferencia, Fernando Ruiz Huarte, director general del organismo, señaló que el entorno internacional no es favorable para un incremento de las exportaciones e importaciones, mismas que cerraron 2018 en 450 mil millones y 464 mil millones de dólares, respectivamente.

“El crecimiento de Estados Unidos, Europa y China se reducirá, eso hará que nuestras exportaciones se reduzcan pero no más de 2 por ciento. La importación será proporcionalmente igual. La inversión probablemente también, de hecho ya se está disminuyendo en estos dos primeros meses”, señaló.

ProMéxico debe seguir: Comce 

El Comce aseguró que pese a la desaparición de ProMéxico ellos no tomarán su lugar. “No vamos a tomar una posición como ProMéxico, que debería continuar. No seremos un paliativo de lo que era”. Sobre los bloqueos de vías férreas, que aún siguen en Michoacán, señaló que afectan al comercio exterior porque paran el envío de insumos de Asia.




Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.