• Regístrate
Estás leyendo: Naturaleza en casa
Comparte esta noticia
Lunes , 18.03.2019 / 14:16 Hoy

Naturaleza en casa

El patio es un elemento rescatado por arquitectos como Andrés Stebelski, pues aporta luminosidad y vista al hogar, entre otras cualidades.

Publicidad
Publicidad

“El patio de mi casa es particular”, es una ronda infantil que quizá ahora pocos niños conocen, así como también este elemento arquitectónico parece estar en desuso debido a los reducidos espacios en que se construyen las viviendas. En otros tiempos era tan importante en México, que alrededor de él se edificaba la casa, pues era la conexión entre los distintos espacios.

Más allá de su carácter social, el patio cumple otras funciones esenciales. Para conocer más sobre ello acudimos al arquitecto Andrés Stebelski, quien ha sabido reinterpretar este elemento en edificaciones contemporáneas.

El patio, define el arquitecto egresado de Cornell University de Nueva York, es un espacio abierto pero contenido que resuelve muchos temas a la vez: traer luz natural, ventilación y vista dentro de una construcción cerrada.

Además, puede ser un área muy agradable para estar o un elemento que invite a la contemplación. Los patios, afirma, son como cuartos al aire libre, estos pueden ser grandes, pequeños, cuadrados, redondos, de cualquier forma o tamaño.

México tiene un clima ideal para los patios. No es casualidad que en la arquitectura precolombina, colonial y vernácula de nuestro país, recuerda Stebelski, se hiciera uso de este elemento arquitectónico. En las ciudades se han dejado de construir casas con patios por el tema de la densidad, pero este arquitecto lo considera un elemento muy importante que trata de explotar al máximo.

La Casa de los cuatro patios, diseñada por Stebelski, es ejemplo de una reinterpretación contemporánea del patio. El uso de materiales muy ligeros, como la estructura metálica, y transparentes, como el vidrio, hacen que el patio y el interior se vuelvan un mismo espacio.

Es un claro ejemplo de cómo un área no muy grande puede ampliarse gracias a los patios interiores, además de beneficiarse con las virtudes de éstos, trayendo luz, ventilación, vista e incluso convirtiéndose en un espacio de convivencia.

A los seres humanos nos gusta estar al aire libre, sentirnos libres de cierta forma, afirma el arquitecto, pero también nos agrada estar en espacios contenidos, protegidos y resguardados. Y este elemento lo cumple, por eso es aún un espacio primordial sin importar las dimensiones ni la época.


Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.