• Regístrate
Estás leyendo: La historia del feminismo, de la prehistoria hasta #MeToo
Comparte esta noticia
Viernes , 22.02.2019 / 12:35 Hoy

La historia del feminismo, de la prehistoria hasta #MeToo

Libros

Herstory: Una historia ilustrada de las mujeres, publicado por Lumen, es una cronología de microrrelatos que saca a la luz hechos y protagonistas del feminismo.
Publicidad
Publicidad

El feminismo toma forma de libro en Herstory: Una historia ilustrada de las mujeres, una cronología de microrrelatos y dibujos que saca a la luz hechos y protagonistas como las soldaderas mexicanas, pero donde no caben personajes como Margaret Thatcher.

"Cada mes podríamos añadir un tema", reconocen María Basterós, Cristina Daura y Nacho M. Segarra, las autoras —en femenino porque así lo quiere el único hombre— de esta obra publicada por la editorial Lumen.

El libro es un "hijo de su tiempo" gracias a la mirada actual y las ilustraciones certeras que se usaron para construir este relato lleno de reivindicaciones o movimientos a favor del sufragio universal, el divorcio o el matrimonio homosexual.

En sus páginas conoceremos, por si alguien no lo sabe, que en 1910 a la Revolución Mexicana se incorporaron de forma activa unas mujeres llamadas soldaderas.

Nos recuerdan nombres como el de Feliciana Enríquez de Guzmán (la primera dramaturga española del Siglo de Oro), o nos descubren a los primeros matrimonios lésbicos en la China de principios del siglo XX.

"Es una elección de temas muy de ahora, queríamos que rimara con la actualidad", cuenta la también creadora de la plataforma cultural feminista QuiénCoñoEs, María Basterós (Zaragoza, 1987), responsable de que en este libro no aparezcan mujeres como la que fuera primera ministra británica, Margaret Thatcher.

Ella —argumenta— fue la encargada de "espolear la caza de brujas del colectivo LGTB".

Pero un libro con perspectiva de género "no es sólo sobre mujeres importantes, tiene que ser interseccional", matiza para poner de relieve que en Herstory aparecen mujeres blancas, negras, indias, latinas o asiáticas de clase media, alta o baja, desde la prehistoria hasta el movimiento #MeToo.

Mujeres como la activista mexicana muxe —término que en la cultura zapoteca alude a un "tercer género" aceptado por la comunidad— Amaranta Gómez Regalado, activista contra el Sida y contra la discriminación de su colectivo.

Según reconoce Nacho M. Segarra, aunque mucha de la información la consiguieron en internet, otra mucha fue objeto de complicadas investigaciones, ya que el material que se tiene de la historia de la mujer algunas veces ni existe.

"Queríamos que no sólo hubiera mujeres blancas, pese a que su bibliografía es la que acapara todo (...) Nuestro propósito ha sido tirar hilos de donde las lectoras puedan tirar para saber más", explica este historiador y maestro en Estudios Feministas por la Universidad Complutense de Madrid.

Y no menos se ha tenido que documentar la artífice de las ilustraciones de la obra, Cristina Daura (Barcelona, 1988), la creadora de una segunda mirada por medio de dibujos de colores planos llenos de expresividad y contenido. "Mi propósito ha sido darle un plus a la lectura", afirma.

Entre los logros de Daura está el de la creación de un lenguaje de manos que de manera subliminal da el toque de gracia a muchos de sus pasajes. Manos rosas y rojas, de uñas verdes o amarillas, que se construyen y destruyen según el perfil del relato.

"Son manos impositivas contra la amenaza de la sociedad machista, es un código", apunta la ilustradora.

Un mundo ideal

Ante la pregunta de si aparecen hombres o no en Herstory, sí que los hay, pero en una proporción muy pequeña y no como protagonistas, según afirman las autoras, ya que "había mucha mujer" que sacar.

El libro cierra con el último gran capítulo de lucha contra el acoso sexual hacia las mujeres, el movimiento #MeToo, que arrancó el pasado año en Estados Unidos y que a Bastarós, Segarra y Daura les ha permitido hacer el único texto en primera persona.

Un texto que acaba con una petición: el deseo de crear un mundo en el que "no necesitemos confesar traumas individuales para entender opresiones comunes", es decir, un mundo, "por fin", sin #MeToo.

​ASS

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.