En un año aumentan 71 por ciento los casos de acoso escolar en Jalisco

De 2014 a 2015, la cifra de estudiantes que dijo sufrir algún tipo de violencia pasó de 94 a 161, de acuerdo con datos de la Secretaría de Educación Jalisco.

Guadalajara

Las malas prácticas de maltrato psicológico, verbal, físico, sexual o a través de medios electrónicos producido entre escolares de forma reiterada, es un problema que se extiende en Jalisco, donde el número de casos aumentó en 71 por ciento durante el 2015, según el Monitoreo de Indicadores del Desarrollo de Jalisco (MIDE) .

De 2013 a 2014 se registró un descenso de casos en un 21 por ciento, pero del 2014 al 2015 se reportó un marcado incremento al atender en tan solo 12 meses, 161 casos de los 94 que se canalizaron en el año pasado.

La Secretaría de Educación del Estado de Jalisco (SEJ) informa en su portal de web que para considerar un caso de acoso escolar (bullying en inglés) deben cumplirse tres criterios: que se presente de forma repetitiva, que tenga intencionalidad y que sean actos deliberados.

Mediante el Marco Local de Convivencia Escolar derivado del Programa Sectorial de Educación 2013-2018, plantea como principal objetivo: combatir la problemática de violencia que ocurre entre pares en las escuelas de educación básica. Sin embargo, estamos a dos años de que culmine el reto y los números indican que lejos de mejorar, las manifestaciones acaecidas afectan mayor y constantemente el desarrollo integral de los niños.

Asimismo, la dependencia estatal detalla a través de MIDE Jalisco que de los 472 casos documentados en el último trienio, el 88 por ciento ocurrieron en escuelas ubicadas en Guadalajara, Zapopan, Tlaquepaque, Tonalá, Tlajomulco y El Salto.

Guadalajara lidera la lista con 180 casos, le sigue Zapopan con 101, Tlaquepaque con 54, Tonalá con 37, Tlajomulco con 34 y El Salto con 10.

De acuerdo con los acontecimientos registrados por reportes a la línea Me Cuida y actualmente a la línea Suma por la Paz, en los últimos cuatro años, los percances de los principales municipios del estado, Guadalajara y Zapopan, se dispararon del 2012 al 2015 en más del 70 por ciento, pues de tener 49 y 34 casos respectivamente, hoy albergan 180 y 101 cada uno. Los otros municipios del Área Metropolitana de Guadalajara se mantienen en equilibrio, incluso Tlajomulco muestra un descenso de 37 a 34 incidentes.

Estas cifras, sumadas con las de los demás estados del país, posicionan malamente a México -según la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) en el primer lugar a nivel internacional por esta problemática, pues 18 millones 781 mil 875 alumnos de primaria y secundaria, tanto en escuelas públicas como privadas, sufren bullying.

De manera tal que a fin de combatir la incidencia y de salir de ese penoso sitio, la SEJ manifiesta que una vez que se recibe un reporte se abre una fase exploratoria de intervención, en la que como primer paso, se da parte a la dirección de la escuela, luego se corrobora que realmente se trate de un caso de acoso para identificar a los agentes involucrados.

Inmediatamente después de conocer el grado de intensidad, se toman medidas contundentes para proteger a la víctima y evitar que el agresor continúe realizando este tipo de actos. Esto se lleva de la mano con las familias involucradas o tutores.

Finalmente, se aplican estrategias de prevención a través de talleres dirigidos a los maestros, padres de familia y alumnos del grupo donde se registró el hecho.


Comparativo de denuncias: 

Denuncias realizadas del 2013 al 2015 en el AMG 

MUNICIPIO / CANTIDAD

GUADALAJARA / 180

ZAPOPAN / 101

TLAQUEPAQUE / 54

TONALÁ / 37

TLAJOMULCO / 34

EL SALTO / 10


* * *



Regresan a clases, vuelven los conflictos entre niños

Maestra indica que el acoso escolar se intensifica en cuarto grado

"Quién de ustedes ha sufrido de bullying", se les preguntó a cuatro estudiantes de la escuela primaria Cedros del Líbano, quienes entre risas contestaron que todos.

-¡Tú me has hecho bullying, no te hagas!, le dijo Carlitos a Santiago, previo a cruzar la puerta de su institución. A empujones, los dos niños que parecían ser muy amigos platicaron para este medio que en una ocasión se hicieron de palabras, pues uno le dijo al otro "dientón" y el agredido se la regresó diciéndole "cuatro ojos".

Ayer, en Día de Reyes regresaron a clases un millón 774 mil 904 alumnos de educación básica y 82 mil 271 docentes en Jalisco. Con ellos, volvieron los conflictos infantiles, expuso Indira Rubio, maestra de una escuela primaria ubicada a las afueras de la estación del Tren Ligero La Aurora, al expresar que la frecuencia del acoso escolar es muy constante debido a que los alumnos proyectan en sus compañeros las frustraciones o maltratos que se originan en sus hogares.

Dijo que ningún niño se salva de ser "agredido" pero que quienes sufren verdaderamente acoso escolar son aquellos que padecen enfermedades físicas o inseguridades.

"Incluso las persecuciones entre alumnos se han dado por lo que los padres les dan para almorzar", a tal grado que el niño hostigado se siente vulnerable e indefenso para frenar las manifestaciones.

En su plantel educativo, manifestó que los profesores trabajan para darle solución dentro del salón de clase o con ayuda de la dirección, pero cuando las situaciones rebasan la autoridad educativa, se les externa a los padres de familia para que desde su núcleo enmienden la problemática.

"Las situaciones con los padres son muy diversas debido a cada uno tiene situaciones específicas. Hay a quienes parece no importarles e incluso aplauden la conducta de sus hijos, y hay otros que se muestran preocupados por subsanar el comportamiento (...) Si los padres se preocupan por promover un ambiente digno y sano a sus hijos en buena medida se reduciría la violencia", añadió.

Apenas sonó el timbre de entrada cuando decenas de niños se veían llegar correr a sus institutos educativos. Hubo quienes llegaron con un retraso de más de 10 minutos, justificado por sus padres por "un exceso de tráfico vehicular".

La prefecta del Cedros del Líbano comentó, mientras cerraba las puertas de ingreso, que faltaron más del 30 por ciento de alumnos. "Faltaron muchos, es que hay muchos que prefieren traerlos hasta la próxima semana".

El dato

*Línea para denunciar el 'bullying': 01800-7862-729

El programa Suma Por la Paz atiende denuncias, registra el caso y da seguimiento al mismo hasta su solución. Si el hecho es muy grave, el personal del programa deriva el caso a las instancias de la Red de Apoyo a la Convivencia Escolar.