Senadores revientan contra Duarte; piden que se vaya al infierno

Por suministrar medicamentos clonados a niños enfermos de cáncer, los coordinadores del PRI, PAN y PRD, dijeron que Javier Duarte no sólo enfrente a la justicia, sino que se vaya al infierno. 
Niños con cáncer son atendidos en el Hospital Regional de Veracruz.
Niños con cáncer son atendidos en el Hospital Regional de Veracruz. (Cuartoscuro )

Senadores de todos los partidos reprobaron que se haya engañado a niños de Veracruz enfermos de cáncer con tratamientos de agua, en vez de quimioterapias, durante el gobierno del priista Javier Duarte.

Los coordinadores del PRI, PAN y PRD, dijeron que se trata de hechos criminales y bestiales, de lesa humanidad, por los que Duarte de Ochoa, actualmente prófugo de la justicia, debería irse al infierno.

“Es una vergüenza para el país, es un crimen de lesa humanidad que debe investigarse. El secretario de salud José Narro no puede hacer a un lado su responsabilidad de revisar, junto con la autoridad local, a toda la cadena delictiva de Veracruz”, reclamó el panista Fernando Herrera.

TE RECOMENDAMOS: Yunes: niños con cáncer nunca recibieron quimioterapia

Al criticar que hasta el momento el gobierno no haya podido detener a Duarte de Ochoa en todo este tiempo, quien al parecer se ha evaporado con la protección de las autoridades federales.

“Lo único que sabemos es que al parecer el ex gobernador Duarte ¡salió más chingón que el Chapo! no lo han localizo por ningún lado. Este gobierno está pasmado y se declaró al parecer ya incompetente para su búsqueda”, manifestó el legislador.

El perredista Miguel Barbosa señaló que de comprobarse que los niños recibieron dosis de agua, en vez de quimioterapias, sería una bestialidad “y un asunto ya de animales al que hubiera llevado la administración estatal por parte del gobierno de Javier Duarte.  Debe de estar en el infierno, no en un prisión.”.

Aunque dijo que él espera que no sea cierto, exigió que las autoridades investiguen y determinen cualquier responsabilidad.

En su turno, el coordinador priista Emilio Gamboa coincidió en que deberá investigarse y castigarse.

“Eso es inaceptable. Yo ayer que lo vi, que lo escuché, me parece que eso es un acto criminal, así. Tiene que hacerse una investigación a fondo, si fue cierto, no fue cierto; no se puede jugar con la salud de ningún mexicano, ni de los que menos tienen, ni de los que más tienen”.


OVM