Quitar fuero no es la solución contra corrupción

Fracasan todas las medidas contra este fenómeno; lo importante es presentar candidatos con solvencia moral: Marco Antonio González Castillo.
Marco Antonio González Castillo, presidente de Canaco Valle de Toluca
El presidente de Canaco Valle de Toluca. (Iván Carmona)

Toluca

Marco Antonio González Castillo, presidente de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco) del Valle de Toluca, indicó que hasta el momento todas las medidas anticorrupción que se han implementado no han rendido frutos para acabar con este problema, por lo que los partidos deben pugnar por designar a personas con integridad probada. Quitar el fuero a los funcionarios que cometan un delito –dijo- de nada sirve si de una u otra manera siguen burlando la ley.

"Sin duda la Ciudad de México siempre ha sido un referente a nivel nacional porque fueron los primeros en aprobar temas como el aborto o el matrimonio entre personas del mismo sexo".

La intención del Constituyente de quitar el fuero a los funcionarios corruptos –afirmó- sin duda tendrá una influencia en el resto de los congresos locales, aunque todo dependerá de hasta dónde quieran emularlo. Sin embargo, la corrupción no es un problema exclusivo de un partido político, más bien es generalizado y responde a las malas actitudes de los mexicanos.

TE RECOMENDAMOS: Primer predictámen: con '3 de 3' y sin fuero para la CdMx

"Más que quitar el fuero, lo importante es que los partidos presenten candidatos con calidad humana y una formación moral y ética para que no se corrompan. Deben ser aspirantes a prueba de todo".

Lamentablemente –expresó– ninguna medida ha ayudado para erradicar este problema, prueba de ello son los desfalcos millonarios de los ex gobernadores de Veracruz, Oaxaca y Sinaloa. En 1982 –recordó- el presidente Miguel de la Madrid impulsó la renovación moral de la sociedad y creó la Secretaria de la Contraloría, de ahí a la fecha todos los actos de corrupción han crecido, "todo lo que ha hecho el gobierno no ha servido de nada".

Pese a los cambios en la legislación –apuntó- los funcionarios corruptos a todos les han dado la vuelta para evitar pisar la cárcel: usan presta nombres, crean empresas fantasmas o desvían recursos desde su gobierno. "Es un problema de voluntad política sancionar a los malos funcionarios, pues por cuestiones partidistas se abstienen para evitar el desprestigio, no es un tema poner más candados sino es una cuestión de calidad moral".

María de Lourdes Medina Ortega, presidenta del Consejo de Cámaras y Asociaciones Empresariales del Estado de México (Concaem), señaló que desafortunadamente la corrupción está presente en todos los niveles de gobierno y la sociedad civil, y aunque se han aplicado una serie de candados para transitar a una política más transparente, lo cierto es que sigue habiendo problemas.

TE RECOMENDAMOS: El SAT halla en Querétaro dos casas ligadas a Duarte

Sin embargo –sostuvo- el fuero no fue hecho para solapar la impunidad sino para que los funcionarios tengan un margen de maniobra. "Quitar el fuero debe valorarse, siempre y cuando sirva para tener mejores funcionarios y fortalecer el Estado de Derecho, es decir, que paguen lo que tengan que pagar".

Lo más importante –precisó– es aplicar la ley a quien cometa un delito, siempre apegado al estado de derecho, y que restituya lo que corresponda. "Debe haber mano dura pero no en función de un partido político, pues a veces están esperando a que se equivoque el contrario para usarlo como bandera política".

MCLV