Fitch mejora la perspectiva de riesgo crediticio de México

La calificadora ve menos riesgos para el crecimiento del PIB, pero advirtió que la incertidumbre por las elecciones de 2018 podría representar un contratiempo para las perspectivas de inversión.
Fitch Ratings.
Fitch Ratings. (Brendan Mcdermid/Reuters)

Ciudad de México

La agencia calificadora Fitch Ratings mejoró el panorama de riesgo crediticio de México a estable desde negativo, debido a menores riesgos para el panorama de crecimiento del país y una estabilización de la deuda pública; sin embargo, advirtió que el aumento de la incertidumbre relacionada con las elecciones de julio de 2018 podría representar un contratiempo nacional para las perspectivas de inversión y crecimiento en ese año.

Fitch dijo que considera que están disminuyendo los riesgos de un escenario disruptivo que pueda afectar la competitividad de las exportaciones de México, dañar el potencial de crecimiento del país y arriesgar los flujos de remesas externas.

TE RECOMENDAMOS: Presume Meade crecimiento continuo por 14 trimestres

Reconoció que la economía ha sido resistente a las caídas en los precios del petróleo y a los riesgos asociados a las políticas proteccionistas de Estados Unidos, al mismo tiempo que destacó la capacidad de las autoridades para afrontar estos desafíos. 

La agencia afirmó que es poco probable que un eventual acuerdo del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) afecte seriamente el acceso competitivo de las exportaciones mexicanas al mercado de Estados Unidos.

La agencia mantuvo la calificación de los bonos en moneda local y extranjera en "BBB+".

TE RECOMENDAMOS: S&P mejora calificación de México de 'negativa a estable'

La mejora en la perspectiva de México hecha por Fitch se suma a lo anunciado el pasado 18 de julio, cuando la agencia Standard & Poor's (S&P) revisó de negativa a estable la perspectiva de las calificaciones soberanas en escala global de México y confirmó los ratings asignados, en moneda extranjera de largo y corto plazo en escala global de “BBB+” y “A-2”, respectivamente, y en moneda local de largo y corto plazo en escala global de “A” y “A-1”.

En un comunicado, la Secretaría de Hacienda dijo que con esta acción "se concluye favorablemente el ciclo de revisiones de las principales agencias calificadoras de riesgo a nivel global habían anunciado para la economía nacional ante los choques que enfrentó en los últimos años".  

Hacienda destacó que la agencia espera que la deuda pública siga una trayectoria descendente en 2017 y más adelante. 


La calificadora reiteró su pronóstico de crecimiento para la economía mexicana en 2 por ciento para este 2017 y un promedio de 2.4 por ciento durante 2018-2019.

Asimismo, prevé que la tasa de inflación caerá por debajo del 4 por ciento en 2018, a medida que los efectos inflacionarios de los aumentos en la gasolina y la depreciación del peso se desvanezcan.

MCM