Envía Ángel Aguirre proyecto al Congreso para despenalizar el aborto

El secretario general de Gobierno informó que la interrupción del embarazo solo aplica en caso de violación, culpa y enfermedades congénitas.
El gobernador de Guerrero, Ángel Aguirre Rivero.
El gobernador de Guerrero, Ángel Aguirre Rivero. (Rogelio Agustín Esteban)

Chilpancingo

El gobernador Ángel Aguirre Rivero envió al Congreso local un proyecto de reforma encaminado a despenalizar el aborto en Guerrero, el tema dijo que es de salud pública y que solo se aplica bajo circunstancias bien delimitadas.

En Palacio de Gobierno, Aguirre Rivero señaló que la propuesta de reforma que durante la tarde del lunes llegaría al Congreso local lleva como objetivo principal evitar la muerte de mujeres que se practican el aborto en la clandestinidad, principalmente en comunidades de alta marginación.

Estuvo acompañado del secretario general de Gobierno Jesús Martínez Garnelo, quien se encargó de argumentar jurídicamente la propuesta del Ejecutivo local y explicó que el índice de mortandad en las comunidades indígenas de la Montaña, Costa Chica, región Norte y Centro es alarmante, por la práctica de abortos sin las condiciones adecuadas.

De ahí que se hayan revisado los términos en que actualmente está redactada la Ley 212 de salud del estado, además del Código de Procedimientos Penales en sus artículos 85, 86, 86 Bis y 86 Bis 1, con los que se establecen objetivos prioritarios como preservar la salud de la mujer.

Martínez Garnelo sostuvo la propuesta de reforma implica modificaciones en los artículos 116, 117, 118, 119 y 120 del Código Penal vigente a favor de la mujer.

"Por vez primera se establece en un código penal, que es una excusa absolutoria para las mujeres cuando llevan a cabo la interrupción formal del embarazo, tal y como se permea a nivel internacional en las doce semanas de gestación".

Las causas bajo las que se excusa a las mujeres de la penalización son las siguientes: "Violación, culpa, enfermedad congénita en el producto gestativo".

Esta precisión dijo que no se encuentra en el Código Penal de ningún estado del país.

Sobre el tema, la titular de la Secretaría de la Mujer, Rosario Herrera Ascencio reconoció que en México el tema es un tabú que no se ha querido tratar en casi todo el país, sin que eso implique la inexistencia de demanda sobre el mismo.

"Lo que pasa es que el aspecto de la moral lo han puesto por encima del Estado laico, por eso el hecho de que Guerrero pudiera ser el primer estado que apruebe esta iniciativa, tendrá repercusiones en otras entidades a favor de las mujeres y los derechos humanos consagrados en el artículo primero Constitucional", refirió.

Señaló que ante la falta de legislación sobre el tema, quienes mueren por los abortos clandestinos son las mujeres más pobres de Guerrero, ya que las que tienen recursos se trasladan al Distrito Federal (DF) para recibir la atención correspondiente.

Aclaró: "Esta práctica consiste en la colocación de dos pastillas en la boca, no es como se ha estado distorsionando la información. Se colocan dos pastillas; una en cada extremo y es un aborto en forma muy sencilla".

Precisó que en el gobierno de Guerrero se está a favor de la vida, lo que se confirma con una contraparte en la que se plantea que en caso de que una mujer sea obligada a practicarse un aborto, se sancionará con rigurosidad a los agresores.

Destacó que en el país hay muchas organizaciones no gubernamentales que llevan más de 25 años tratando el asunto, por lo que ven con buenos ojos la disposición del gobernador para avanzar en el tema.

En la reunión estuvo el presidente de la Comisión de Gobierno del Congreso local Bernardo Ortega Jiménez, a quien el mandatario estatal exhortó a tomar el asunto con una perspectiva integral, que valore las condiciones en que viven las mujeres en las zonas de mayor marginación de la entidad.

El presidente de la Comisión de Gobierno, Bernardo Ortega se abstuvo de emitir comentarios sobre la propuesta, dijo que fijaría postura hasta que la misma entre a la Oficialía Mayor y se aborde de manera oficial.