Reflexionan sobre la obra de Fray Antonio Alcalde

Para entender la vida y obra del fraile “es necesario tener en cuenta los años de su longeva existencia... fue huérfano de madre desde los cuatro meses”

Guadalajara

El pasado 7 de agosto se celebró el 225 aniversario luctuoso de Fray Antonio Alcalde y Barriga, diversas instituciones se unieron al festejo. Este diario entrevistó a estudiosos de la obra del mayor benefactor que ha tenido Guadalajara quienes resaltaron su legado y detallaron algunos datos biográficos poco difundidos del destacado personaje.

De acuerdo con Tomás de Híjar Ornelas, colaborador de MILENIO JALISCO y cronista de la Arquidiócesis de Guadalajara, para entender su vida y obra es necesario “tener en cuenta los años de su longeva existencia (1701-1792) y su formación humana, académica y laboral, que es como decir, los primeros 60 años de su vida”, todos ellos discurridos en la península ibérica.

TE RECOMENDAMOS:Alcalde el fundador de la Universidad de Guadalajara

“Su infancia discurre en Cigales, villa cercana a Valladolid, en Castilla la Vieja, donde su padre es un pequeño propietario y un hermano de este, párroco de la localidad. Es huérfano de madre desde los 4 meses de su vida y el menor de cuatro hermanos (Inés y Pedro), uno de los cuales murió a poco de nacer (Fernando)”, dijo el experto y agregó que “los primeros 15 años de su vida son también los de la terrible Guerra de Sucesión española, que trajo como consecuencia la introducción en España de la dinastía francesa de los Borbón”.

Alcalde ingresa al convento dominico de San Pablo de Valladolid, donde tomará el hábito de los frailes predicadores a la edad de 17 años. “Recibirá el presbiterado a los 24 años de edad y se ocupará los 26 siguientes en la docencia, servicio para el cual obtendrá los grados académicos de Lector y de Maestro en Teología. Electo prior del convento de Santo Domingo de Zamora pasará no mucho después, en 1753, con el mismo cargo, al de Jesús María de Valverde, a 2 kilómetros de Fuencarral y a 7 kilómetros de Madrid (hoy, Valverde forma parte de la zona conurbana de la capital de España)”.

El cronista destacó que “allí tendrá lugar el circunstancial encuentro entre fray Antonio y uno de los hombres más poderosos del mundo en ese momento, el rey Carlos III, al que sorprenderá gratamente la sobria celda del fraile, cuyo escritorio adornaba una calavera, y sin duda su semblante y aspecto, al grado que poco después presenta al Fraile de la Calavera para ocupar el obispado de Yucatán, vacante por la muerte de su obispo. Esa circunstancia y a una edad muy madura para ese tiempo, sacará al fraile del anonimato”.

CLAVES

8 principales obras

1. Las 158 vecindades (de la que sólo una ha llegado hasta nosotros) que costeó en 16 manzanas al norte de la ciudad, para que vivieran en ellas 1500 familias (unas seis mil personas)
2. El mayor hospital hasta entonces construido en América (conjunto que incluye: un jardín botánico, un cementerio, una escuela de enfermería, un templo público y un convento para los religiosos betlemitas)
3. La Casa de Maestras de la Enseñanza (la tumbaron para hacer el "Palacio Federal"), con capacidad para 300 niñas educandas.
4. La Escuela de Primeras Letras del barrio de Guadalupe, con capacidad para 300 niños.
5. El Santuario de Guadalupe
6. El templo parroquial del Sagrario
7. El templo de Mexicaltzingo
8. La Universidad de Guadalajara

MC