Incan inaugura clínica para detectar cáncer hereditario

Permitirá encontrar casos de tumores malignos vinculados a la genética de las personas, como males de mama, ovario y colon.
Miembros del patronato y médicos.
Miembros del patronato y médicos. (Juan Carlos Bautista)

México

Tras un año de esfuerzos, ayer fue inaugurada por el Instituto Nacional de Cancerología (Incan) y su Patronato la Clínica de Cáncer Hereditario.

Única en su tipo en el país, esta clínica permitirá detectar los casos de cáncer que pudieran ser determinados por un factor genético; hasta ahora, se sabe que los tumores malignos que se relacionan con la herencia son el cáncer de mama, de ovario, de endometrio, próstata y de colon.

Los miembros de patronato junto con médicos especialistas que estarán trabajando en la clínica cortaron el listón; con ello se marca el inicio de operaciones de las instalaciones que se encuentra dentro del edificio viejo del Incan en la Ciudad de México.

"Luego de hacer un diagnóstico del paciente que tiene una de las enfermedad antes mencionadas y verificar si tiene el riesgo de ser portador de una alteración genética, entonces se estudia a su familia para encontrar aquellas personas que pudieran tener la alteración molecular.

Lo que hemos observado es que de cada caso diagnosticado, que potencialmente sea de carácter hereditario, hemos encontrado tres o cuatro miembros de la familia con alteración del gen", explicó el doctor Abelardo Meneses, director general del Incan.

Recordó que 70 por ciento de los pacientes que se atienden en el Instituto llegan con la enfermedad es un estado avanzado, de ahí la importancia del programa de diagnóstico oportuno.

"En lugar de gastar un aproximado de 800 mil a un millón de pesos al año por paciente, se pueden invertir 30 mil pesos que es el costo de todos los estudios que se necesitan para evitar que se desarrolle el cáncer", explicó el doctor Meneses.

Este logro no solo será en la Ciudad de México, ya que se calcula que a más tardar en un par de meses Monterrey contará con una clínica de prevención cuyo esquema sea basado en la Clínica de Cáncer Hereditario.

"En junio pasado, en el Cancerotón que se hizo en Monterrey, uno de los compromisos fue hacer una clínica de diagnóstico temprano", destacó el doctor Meneses.

Las estadísticas hablan por sí solas de la necesidad de una en Nuevo León, ya que el cáncer es la segunda causa de muerte y representa 15 por ciento de los fallecimientos en la entidad, pero no solo eso, el cáncer infantil es la principal causa de muerte en niños de cinco a 15 años de edad.

El proyecto es ambicioso, ya que en los planes del patronato del Incan para este 2016 está previsto un Cancerotón en Coahuila para finales de julio, con lo cual, de llegar a la meta, se logrará construir una clínica con las mismas características en la entidad.

A la par de estos proyectos, se va a lanzar una campaña para buscar que los jóvenes no fumen; la idea es obtener una "generación libre de humo", ya que las estadísticas revelan que un adolescente que fuma tiene tres veces más posibilidad de consumir alcohol, ocho veces más probabilidad de usar mariguana y 22 veces más riesgo de utilizar la cocaína.


Ofrecen más recursos

La senadora Cristina Díaz aseguró que es momento de impulsar desde el presupuesto una cultura de prevención del cáncer. "Yo creo que ahora hay que ponerle mayores recursos a la prevención y con ello, seguramente, vamos a reducir el dolor de una enfermedad como el cáncer", dijo en entrevista, luego de un recorrido por las instalaciones de la nueva Clínica de Cáncer Hereditario del Incan.

Señaló que la prevención es un tema fundamental porque puede quitar mucho sufrimiento moral y físico a los enfermos y sus familias, pero también puede ayudar al sector salud.

Adelantó que la Clínica de Prevención del Cáncer que se tiene proyectada para Nuevo León ayudará a implementar una cultura de prevención entre los ciudadanos de esa entidad, lo que a su vez permitirá salvar más vidas.

"De mi parte hay gran voluntad para ver cómo podemos lograr ponerle más recursos al sistema de salud para atender los diferentes tipos de cáncer; es algo que ya hemos trabajo desde la 59 legislatura con el cáncer de mama, por ejemplo".