• Regístrate
Estás leyendo: Por tortura y homicidio, dan a general 52 años de cárcel
Comparte esta noticia
Sábado , 20.04.2019 / 19:17 Hoy

Por tortura y homicidio, dan a general 52 años de cárcel

Los hechos ocurrieron en 2008 contra un detenido en Chihuahua.

Publicidad
Publicidad

En una sentencia inédita en el fuero civil, el general del Ejército Manuel de Jesús Moreno Aviña, con base en una investigación hecha por la Procuraduría de Justicia Militar, fue condenado a 52 años y medio de prisión, por su responsabilidad en los delitos de tortura, homicidio y destrucción del cadáver de un detenido, por hechos ocurridos en Chihuahua en 2008.

Al mismo tiempo, el juez décimo de distrito en aquel estado condenó a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) a restablecer la dignidad y reputación de la víctima por cualquier medio electrónico o escrito y ofrecer una disculpa pública por estos hechos.

Consta en el expediente 49/2012 que el hombre asesinado fue detenido durante las primeras horas del 25 de julio de 2008 por militares de la Tercera Compañía de Infantería no Encuadrada en la ciudad de Ojinaga, en donde Moreno Aviña era comandante de la Guarnición Militar.

Después de ingresar a las instalaciones castrenses, al capturado lo ataron de las manos y le aventaron agua para aplicarle descargas eléctricas en el cuerpo a fin de que proporcionara información sobre la muerte de un militar.

En ese lugar había otras personas que también eran torturadas con el mismo propósito y por órdenes del general Moreno Aviña que insistía en aplicar los tratos crueles a todos los detenidos.

La indagatoria integrada años después por la Procuraduría General de la República documenta que los golpes y descargas eléctricas continuaron hasta las 9 de la mañana del día siguiente aun cuando la víctima mostraba debilitamiento físico.

La sentencia dada a conocer por el Consejo de la Judicatura Federal agrega que a pesar de los primeros auxilios que le fueron proporcionados al detenido, finalmente falleció a “consecuencia muy probablemente de fibrilación ventricular y paro cardiorrespiratorio secundarios a descargas eléctricas”.

No obstante el abuso de autoridad, Moreno Aviña ordenó a los militares que subieran el cadáver de la víctima a un vehículo para trasladarlo a un rancho donde finalmente fue incinerado.

El general fue declarado penalmente responsable de los delitos de tortura, homicidio calificado y violación a las leyes de inhumación, en la modalidad de destrucción de cadáver, por lo que además de compurgar la condena en prisión tiene la obligación de pagar en coordinación con la Sedena 250 mil 470 pesos a los deudos de la víctima.

A la sentencia contra Moreno Aviña se añaden 410 días multa equivalentes a 20 mil 295 pesos y 15 años de inhabilitación para el desempeño de cualquier cargo, empleo o comisión públicos.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.