• Regístrate
Estás leyendo: El reto que todos jugamos (#10años)
Comparte esta noticia
Martes , 26.03.2019 / 11:07 Hoy

Estado fallido

El reto que todos jugamos (#10años)

Susana Moscatel

Publicidad
Publicidad

Dicen que no vale la pena comprarle un juguete caro a un niño porque al final de cuentas va a jugar con la caja. Seguramente es verdad porque los adultos no somos ni remotamente más razonables cuando hablamos de entretenernos. Y con “adultos” me refiero a todos nosotros, los que decimos que no, pero le entramos a la diversión aunque sea solo para criticar.

Pero sí hay que preguntarnos de vez en cuando ¿por qué hacemos las cosas que hacemos? Las máscaras de las vidas perfectas del Instagram caen derrivadas por lo ridículo de estupideces como la mayoría de los challenges o retos, que en muchos casos son dignos de burla, en el mejor de los casos, y buenos argumentos para los hospitales psiquiátricos.

Apenas hace unos días Netflix tuvo que pedirle a la gente que dejara de hacer el Bird Box Challenge, que consistía maniobrar por la vida, usualmente con niños, con los ojos vendados, como el personaje de Sandra Bullock en la película que lleva ese nombre. Y como eso, la locura de tirarte una cubeta de hielos en la cabeza, jugar a que eres un maniquí, bailar a lado de tu carro que está en movimiento, las idioteces que varios han hecho con preservativos (como cubrir sus cabezas con ellos o peor aún, inhalarlos para luego subir el penoso y peligroso capítulo en las redes sociales, hubo y habrá muchas más.

Pero hay que admitir que dos de las cosas que están pasando en lo más frívolo del internet son interesantes y hasta tienen, para ciertas mentes que cooperan, la capacidad de hacernos analizar varias cosas.

El #10YearsChallenge o reto de los 10 años ha consistido en subir una foto tuya de hace diez años y compararla con una de hoy. Se supone que no se valen los filtros. En teoría es una confrontación respecto a qué tanto hemos dejado que el tiempo se nos venga encima.

Pero como todo en el mundo de las redes, donde las vidas son perfectas, por supuesto que la gran mayoría ha logrado encontrar algo para demostrar que en realidad no ha envejecido en una década. Al contrario, están más jóvenes que nunca.

Ha sido todo un experimento social ver cómo reaccionan los que le entran. Los que le entramos, de hecho, porque la verdad este sí me dio oportunidad de divertirme, y reírme de mí misma, son peligro de acabar en un acantilado.

Por supuesto, son modas, fenómenos, cosas que pasan sin la menor trascendencia. Excepto de que no es todo un estudio del comportamiento humano, nuestras inseguridades, nuestro aburrimiento, nuestra peligrosa tendencia de ser parte de una masa.

Pero no todo está perdido. Les recuerdo que esta fue la semana en la que la gente le dio más likes a un huevo que a la foto más vista de la historia de Instagram, de Kylie Jenner.

Para mí eso es un gran acto de protesta ante lo que nos hemos convertido digital y comunalmente. Y sí … particularmente los últimos 10 años.

Twitter: @SusanaMoscatel

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.