• Regístrate
Estás leyendo: El verdadero riesgo del AMLO Presidente (a 8 días)
Comparte esta noticia
Domingo , 21.04.2019 / 03:55 Hoy

El desmenuzadero

El verdadero riesgo del AMLO Presidente (a 8 días)

Erik Vargas

Publicidad
Publicidad

Dando por ciertas las encuestas, AMLO será Presidente electo al cabo de 8 días, a menos que una remontada aparezca (sí, lenguaje pambolero).

¿Qué sigue?

Cada que alguien dice “Venezuela” suelo reír un poco. Crecí entre libros de la izquierda: Lenin, Marx, Engels, o el romanticismo revolucionario sudamericano post revolucionario mexicano, y a ojo de buen cubero, López Obrador no se acerca a esas “virtudes”, solo en el discurso no en su pragmatismo. Pero sólo es mi óptica.

Quizá tendencia a la izquierda-centro, algo así como falso nueve (chi, otra vez idioma futbol), y que en su última campaña ha fructificado por lograr acuerdos con sectores que hace seis y 12 años, no logró acordar, es decir, entendiendo que una reconstrucción se lleva en proceso, no a tajos, y eso no se puede hacer segmentando, lo que no lo llevará lo extremismo.

De ahí su inclusión, eso que los ‘derechairos’ llaman purificación, y que nada tiene que ver con la elocuente Carpinteyro, de los ex mafias del poder o de aquellos que hayan tocado las bases del crimen organizado.

Porque si quitas eso ¿con qué reconstruyes México?

Es evidente que la mayoría de los mexicanos en activo político han pasado por un partido, de dónde piensan que armará su “Movimiento” de Regeneración Nacional.

También lo es que muchos sectores poblacionales han tocado aguas turbias del crimen, pagando piso, sembrando y cosechando, haciendo trasiego, informando (¿o de verdad creen que liberarán a sicarios y secuestradores sin el proceso judicial de ley? ¿Neta?)

Y lo es que muchos afines a otras ideologías han coqueteado con Morena, la que podría conducir el nuevo régimen en México, una mutación social que no será cómoda.

El problema real es: ¿quién va a seguir ahí’ Quién se va a quedar arriba de ese barco moreno si no “le toca hueso”.

Quién se va a quedar ahí si no se logra algo en los primeros seis mes o un año.

Cuántos van a resistir la negociación política para beneficio personal o grupal.

Cuánto podrá resistir él y su movimiento a las costumbres de la vieja usanza.

Cuánto durará su discurso.

Sin tanto escepticismo, se vislumbra una sacudida a ese sistema político profunda y alta, enconada, una reconversión que deberá resistir la ideología en base a un hombre, y su pragmatismo, de no contagiarse al pesimismo del colectivo mexicano, puede llevar a un terrible fracaso.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.