• Regístrate
Estás leyendo: Muchos recursos y pocos resultados
Comparte esta noticia
Miércoles , 20.03.2019 / 06:18 Hoy

Intelecto opuesto

Muchos recursos y pocos resultados

Eduardo González

Publicidad
Publicidad

¿Por qué México sigue lidiando con problemas tan básicos como el brindar de acceso a los principales servicios de la población, el combate a la pobreza, a la marginación, el hambre y a todo lo relacionado con la desigualdad entre sectores?

Cada año diputados federales diseñan el mismo esquema de reparto presupuestal para los principales programas del gobierno, y cada año se realizan las mismas estrategias y los mismos procesos para que bajen los recursos y para que lleguen los apoyos, a las mismas zonas y a las mismas comunidades que llevan generaciones esperando un cambio.

De acuerdo con un informe del Centro de Estudios de las Finanzas Públicas de la Cámara de Diputados denominado “El rezago presupuestal en las prioridades de la política de gasto” se detalla que en México se observa un persistente estancamiento económico con crecimientos anuales del PIB inferiores a 3.0%, que en gran parte es reflejo de la desigualdad social que impera.

Y es que señalan que a pesar de todos los recursos aportados, en el país el 46.2 por ciento de la población se ubica en situación de pobreza, esto pese a la política de gasto social vigente; lo que denota que los recursos públicos o no se están focalizando adecuadamente o son insuficientes.

Precisan que desde 2008 a la fecha el gasto destinado a funciones sociales concentra más del 50 por ciento del Gasto Programable de la Federación y a pesar de ello éste no ha sido suficiente para reducir la pobreza y propiciar la prosperidad del país planteada en el Plan Nacional de Desarrollo 2013-2018.

Por el contrario la OCDE señala que el gasto social en México es muy bajo para eliminar la pobreza y hacer que la sociedad sea más incluyente, en consecuencia resulta contradictorio que aun cuando el Congreso aprueba recursos para las prioridades de gasto e incluso ampliaciones sobre las propuestas de gasto originales del Ejecutivo, éstos no se ejerzan en su totalidad.

El estudio también detalla que a lo largo de los últimos nueve años el Gasto Programable ejercido del Gobierno Federal ha privilegiado el gasto en desarrollo social, no obstante, a partir de 2013 se comienza a observar una ligera caída en dicho rubro.

“En términos generales, lo que se observa en los Ramos Administrativos que se tomaron como ejemplo, es que en los sectores más vinculados a las prioridades de gasto, tales como salud, desarrollo social y agricultura, a lo largo de los últimos nueve años sus presupuestos ejercidos son inferiores a los que originalmente les aprobó la Cámara de Diputados; mientras que en los Ramos vinculados a funciones de gobierno, el comportamiento observado es inverso, esto es que ejercen, normalmente, por encima de lo aprobado”, afirma el informe. Más claro ni el agua, lo que se lee no se juzga, las prioridades cambiaron.

eduardogonzalez.lopez@milenio.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.