• Regístrate
Estás leyendo: Universidades de primera
Comparte esta noticia
Miércoles , 24.04.2019 / 15:41 Hoy

Números al aire

Universidades de primera

Claudia Hidalgo

Publicidad
Publicidad

La calidad y lugar que ocupa la Universidad Autónoma del Estado de México (UAEM), en el espectro nacional, debe ser reconocida en el presupuesto que los diputados federales y locales le autoricen para el siguiente año.

El monto de 5 mil millones de pesos que requiere la UAEM para el siguiente año, en una entidad que maneja este año 212 mil millones de pesos, es poco si se miden los beneficios. Sin contar que no sería absorbido todo por la entidad sino también por el gobierno federal y por la misma universidad que genera sus propios ingresos.

En términos prácticos cada uno tendría que aportar la mitad, eso es, 2 mil 500 millones de pesos, que representa 64 por ciento de lo que el gobierno estatal destina como apoyos en sus 13 programas sociales, donde el principal aliciente son despensas de alimentos.

Ya se ha dicho mucho que es más útil enseñar a pescar que dar el pescado, es decir darles la oportunidad de ir a la escuela y tener una formación académica que les permita aspirar y luchar por mejores condiciones de vida para que ellos mismos se puedan comprar esa despensa.

Hay metas y rezagos en la atención. Miles de aspirantes se quedan sin posibilidad de entrar a la UAEM y no siempre tienen otra opción de carácter público por la ubicación de la institución y los programas de estudio, aunado a que la gente busca por lógica, instituciones ampliamente reconocidas.

Es claro que en la entidad no solo la UAEM ofrece el servicio de educación pública media superior y superior, por lo cual también se deben apoyar otras instituciones, sin hacer distinciones ni generar escuelas de primera y otras de segunda.

En los últimos años el gobierno estatal ha creado 15 tecnológicos de estudios superiores, nueve universidades politécnicas, seis universidades tecnológicas, dos universidades estatales, la UBM con 29 unidades y la intercultural, además de la Universidad Digital y todas requieren mayores recursos.

No se trata de crear elefantes blancos y grandes estructuras sin calidad ni utilidad futura porque al final será una inversión tirada a la basura. Para ubicarse como opciones reales dentro de las aspiraciones de los jóvenes, estas instituciones necesitan tener calidad y prestigio, lo cual se obtiene con el paso del tiempo, pero también con buenos maestros, excelentes plantes de estudio, laboratorios equipados y actualizados, con proyectos de corto, mediano y largo plazo para lo cual se necesita dinero.

En general, la matrícula de educación superior ha crecido a un ritmo de 100 por ciento en la última década, pero no es suficiente; la demanda es mucho mayor y por eso las escuelas particulares han encontrado terreno fértil para hacer negocio en la entidad, pero no todos los padres o alumnos pueden cubrir esos costos.

La UAEM, a través de sus gestiones, con proyecto en mano, podrá seguramente conseguir mayores recursos. Ojalá sean suficientes para afrontar sus necesidades y crecer. Para ello están haciendo gestiones directas con los diputados, pero por el subsistema estatal nadie reclama, se tienen que ajustar a lo que les proyecte el Ejecutivo, que no necesariamente es lo correcto.

Los diputados locales deben hacer una revisión minuciosa en este rubro, pugnar por la calidad antes de la cantidad, porque de nada sirve abrir más escuelas si los espacios no se cubren en su totalidad. Educación de calidad para todos y universidades de primera.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.