• Regístrate
Estás leyendo: Las flores como su forma de ver y ganarse la vida
Comparte esta noticia
Jueves , 21.03.2019 / 05:07 Hoy

Las flores como su forma de ver y ganarse la vida

Fernando Ocón se ha dedicado desde hace 20 años a la florería en el centro de Gómez Palacio y gracias ha este oficio a logrado sostener a su familia.

Publicidad
Publicidad

De oficio florista desde hace 20 años, Fernando Ocón se enamoró de uno de los más hermosos frutos de la naturaleza luego de ser invitado por un compañero para trabajar en una florería, acto que sirvió para saber a lo que se quería dedicar el resto de su vida.

“Hace 20 años que empecé en el arte de las flores y seguiré aquí hasta que mi cuerpo aguante, cuando a alguien le gusta su oficio no hay mejor sensación”.

Considera que es un oficio en donde pone a disposición de la gente arreglos que pueden representar la alegría de una pareja, una boda o quinceañera, pero también seriedad, respeto y tristeza en un arreglo fúnebre.

“Para mí una flor es algo que la naturaleza nos dio para aprovechar su belleza y conservarla en nuestros ojos como las cosas más bellas de la vida, por eso son comparadas con una mujer”, indicó don Fernando mientras acomoda una esponja seca para iniciar con un nuevo arreglo.

Las flores más codiciadas siguen siendo las rosas, del color rojo las más pedidas por los clientes, sin embargo don Fernando asegura que cada vez se piden con mayor frecuencia piezas exóticas como los tulipanes, los girasoles y alcatraces. [OBJECT]

Para mantener la belleza de una flor es necesario, aparte de agua, un lugar seco y fresco, además de aditamentos al agua como conservadores con el fin de mantenerlas por mayor tiempo.

Señala que la calidad de la rosa es determinante para su precio al público, pero asegura que “en la cuestión de las flores siempre habrá para todo tipo de bolsillo y con la misma esencia que representa una flor”.

Ser florista le ha dejado sostener a su familia a pesar de que cada día incrementa la competencia y más en el centro de Gómez Palacio en donde en un diámetro de cien metros existen hasta 15 florerías.

“Por tanta competencia a veces se pone dura la situación pero de todos modos sigue comprando un detalle floral aunque sea una rosita o unos claveles, eso nunca se acabará”, aseveró Ocón.

Para un mejor servicio, indica que con sus 20 años de experiencia puede conseguir con pedido previo las flores más difíciles de encontrar en la región a un buen precio.

“Nos debemos al cliente y al cliente lo que pida yo se lo consigo. Nada más que me den una hora y les tengo el tipo de flor que buscan”, manifestó al terminar su arreglo floral.

cale

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.