• Regístrate
Estás leyendo: En Coahuila van contra saqueadores de escuelas
Comparte esta noticia

En Coahuila van contra saqueadores de escuelas

El Congreso aprobó el dictamen para que el robo sea clasificado en el Código Penal, como un delito con calificativa.
Publicidad
Publicidad

Una pérdida de 2 millones 30 mil pesos por 157 robos y 40 casos de daños en escuelas, registró la Secretaría de Educación Pública de Coahuila en el ciclo escolar 2017-2018.

El Congreso del Estado aprobó el dictamen para que el robo a escuelas sea clasificado en el Código Penal, como un delito con calificativa, buscando combatirlo, no solo por el robo de material, sino, por los daños ocasionados a la infraestructura educativa.

La propuesta fue planteada por la diputada Zulmma Verenice Guerrero Cázares, señaló que los daños contra las escuelas van desde saqueo a equipos de oficina, equipos de sonido para las actividades cívicas, material eléctrico, lámparas y en algunos casos, cableado electrónico.

También se dañan las instalaciones educativas con grafitti, así como destrucción de instalaciones hidráulicas y eléctricas.

En Coahuila, el Sistema Educativo cuenta con 5 mil 152 escuelas de todos los niveles educativos, de ellas 3 mil 840 son públicas y mil 312 del sector privado.

“El sector más golpeado por los robos y atracos es el nivel básico. Es importante recordar que el estado debe garantizar lo establecido en el artículo tercero de la Constitución Política que dice: Todo individuo tiene derecho a recibir educación, misma que será gratuita, laica y obligatoria”, dijo.

“A pesar de los esfuerzos de las autoridades, padres de familia y maestros por cuidar los planteles educativos en vacaciones, la incidencia delictiva contra las escuelas va en aumento”, agregó.

Refirió que de acuerdo a datos proporcionados por la Secretaría de Educación en el Estado, en lo que va del ciclo escolar aumentó en un 60% el robo a escuelas, lo que equivale a 45 robos y 18 escuelas con daños por un monto de 250 mil pesos aproximadamente.

“Este tipo de prácticas delictivas aumentan durante los periodos vacacionales, y a pesar de que es indispensable que las autoridades de las instituciones educativas resguarden las cosas de mayor valor, resulta necesario tomar medidas más severas para combatir este delito, no solo por el robo de material, sino, por los daños ocasionados a la infraestructura educativa, ya que esto impide que los alumnos puedan tomar de manera adecuada su enseñanza”, concluyó.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.