• Regístrate
Estás leyendo: Cuestan $766 millones llamadas de broma al 911
Comparte esta noticia
Miércoles , 24.04.2019 / 21:30 Hoy

Cuestan $766 millones llamadas de broma al 911

Emergencias falsas ya han cobrado la vida de un menor en León, al cual no pudieron ayudar por atender una llamada falsa. 

Publicidad
Publicidad

En León se estima que en promedio las llamadas de broma al número de emergencia 911 han costado aproximadamente más de 766 millones de pesos, de acuerdo a un estimado realizado por MILENIO basándose en el costo que implica el traslado de una unidad de emergencia multiplicado por el número de llamadas recibidas hasta mayo..

Según la Secretaría de Seguridad Pública Municipal, del primero de enero al 31 de mayo, la central de emergencias atendió un total de 852 mil 6 llamadas, de las cuales 490 mil 700 fueron emergencias falsas, es decir más del 50 por ciento.

TE RECOMENDAMOS: Derrapa motociclista en bulevar Morelos y muere

De acuerdo al coordinador de socorros de la Cruz Roja Mexicana, Martín Pedroza, cada salida de ambulancia tiene un costo de 800 a 900 pesos, por el costo de combustible, compensación a paramédicos, soluciones, gasas, vendas, medicamentos, entre otras cosas.

“Cuando se activa la llamada de emergencia, esto es todavía más grave, se activa el reporte por algún bromista que indica que hay alguna volcadura o una persona atrapada, ahí se tienen que destacar dos unidades, es la ambulancia de urgencias básicas y además la unidad de rescate”, explicó el coordinador de socorros de la Cruz Roja.

Por lo que, al multiplicar las llamadas ociosas por los 900 pesos, el resultado arroja una cantidad de dinero excesiva para los leoneses.

“Cabe mencionar que en estas unidades de rescate hay equipo muy pesado, como son las bombas de gasolina, de diésel, lo que es todo el equipo de cuerdas, los expansores, y se pone mucho en riesgo, también la vida de los rescatistas", detalló.

Y aunque la cifra de llamadas de broma es alarmante, ya que representan más de la mitad de las recibidas, han disminuido.

En el año 2015, se recibieron un total de 2 millones 985 mil 573, de las cuales 884 mil 976, fueron llamadas serias, y 2 millones 100 mil 597 ociosas, representando el 70 por ciento de los llamados.

Mientras que el año pasado se recibieron 2 millones 322 mil 345 llamadas, de las cuales 1 millón 439 mil 180, fueron falsas, siendo esto el 62 por ciento de las llamadas, provocando un gasto que podía alcanzar un costo hasta por llamadas falsas de mil 295 millones de pesos.

TE RECOMENDAMOS: Fallece menor arrollado por camioneta en Cerrito de Jerez

“La división de León tiene una característica muy específica, porque ya tenemos que tener cobertura con municipios vecinos como es Silao, como es San Francisco y hasta Lagos, porque es una realidad que hoy no hay muchas ambulancias para dar una respuesta a todo lo que es el área metropolitana de León”, comentó Martín Pedroza.

La Cruz Roja de León solo se cuenta con 10 ambulancias, a las que llaman unidades de emergencia, y 3 vehículos de rescate asignados para rescate urbano, rescate acuático y de rescate cazar, que son los perros entrenados para búsqueda y rescate.

Las unidades de emergencia las abordan únicamente 2 personas, pero las de rescate trasladan a 4 o 5 rescatistas al lugar donde ocurrió el accidente.

“Los servicios de emergencia ofrece el servicio de ambulancia de manera gratuita, entonces esto también genera un costo considerable para la institución”, puntualizó.

Llamadas falsas también matan

Hace tres años, se recibió una llamada ociosa que aseguraba que había un choque en el bulevar Aeropuerto, por lo que, pronto, se movilizaron unidades al lugar.El reporte indicaba que era cerca del Tajo de Santa Ana, pero al llegar al lugar no había absolutamente nada.

Al mismo tiempo, una verdadera emergencia ocurría en León, en las calles Mérida y bulevar López Mateos, donde una familia había sufrido un accidente automovilístico real, pero ante la carencia de unidades, no fue posible atender a tiempo la verdadera emergencia por haberse movilizado a la falsa.

Más triste fue el escenario cuando a llegar al punto donde había ocurrido la tragedia real, un menor ya había perdido la vida.

“Ese niño se pudo haber salvado si lo hubieran podido estabilizar con un protocolo de atención hospitalario adecuado, lo hubieran podido canalizar, lo hubieran podido entubar, le hubieran podido dar oxigenoterapia, le hubiera podido dar la atención primaria de urgencias básicas y se hubiera podido salvar”, recordó.

TE RECOMENDAMOS: Abandonan restos humanos en el Arco de la Calzada

Relató que aquel día, el personal llegó deshecho a las instalaciones tras no haber podido hacer nada para salvar la vida del niño

“Se tiene un sentimiento más que nada de frustración, de llegar a un lugar donde se va uno predisponiendo a un escenario en el cual uno se topa con dificultades, y arriesgando la vida de los compañeros y al llegar, ese sentimiento de frustración ya de que es una llamada en falso, y que hay ese mismo día se requería esa unidad” Martín Pedroza.

Aquel día no olvidarán el enojo que externaron los padres del pequeño fallecido, debido a que la ambulancia llegó tarde, todo gracias a una llamada de broma.

Aumentan llamadas ociosas en temporada vacacional

Llamadas ociosas aumentan hasta 15 por ciento en temporada vacacional al 911, según declaró el subsecretario de Seguridad, Francisco Becerra López, aunque dijo, que han disminuido.

“Ahorita rebasan sí el 50 por ciento, pero poco a poco se ha ido a la baja este tipo de llamadas, esta temporada de julio, y parte de agosto, siempre como que se incrementan un poco más”, comentó el Subsecretario.

Aunque dijo que la tendencia ha ido a la baja, externó que no hay que confiarse e invita a padres de familia y tutores de los menores a prestarles atención para que no hagan mal uso del teléfono y realicen llamadas al 911 que puedan entorpecer el trabajo de los elementos de seguridad, que deben atender verdaderas emergencias.

TE RECOMENDAMOS: Se inunda la colonia España por lluvias

“Este momento es adecuado hacerles llegar a los papás que estén al pendiente de sus hijos en esta temporada de vacaciones, los niños y los jovencitos utilizan el teléfono porque no tiene otra cosa que hacer y llaman al 911, hacen llamadas que no tienen sentido, en algunas ocasiones para preguntar cosas que no tienen nada que ver con una emergencia, a veces para hacer alguna grosería, y otras más para ver qué les contestan”, expresó.

Becerra López finalizó sugiriendo a los padres de familia, que durante los días que los menores permanecen de vacaciones, los inscriban a algún curso de verano.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.