• Regístrate
Estás leyendo: Aseguran que no hay proyecto ejecutivo para restaurar La Minerva
Comparte esta noticia
Domingo , 24.03.2019 / 09:58 Hoy

Aseguran que no hay proyecto ejecutivo para restaurar La Minerva

Ricardo Alvirde solicitó información sobre estas obras y descubrió diversas irregularidades como el hecho de que no se hayan licitado.

Publicidad
Publicidad

En entrevista para MILENIO RADIO Ricardo Alvirde, arquitecto y estudioso del patrimonio de Guadalajara, Gerente General de Acrópolis Diseños Urbanos, comentó que indagó en el tema de la restauración de La Minerva y solicitó información al ayuntamiento de Guadalajara y encontró diversas irregularidades como el hecho de que no se vaya a licitar la remodelación de la estatua y que no se hayan hecho estudios previos para determinar, entre otras cosas, el presupuesto que van a invertir.

El arquitecto propone que ante tales irregularidades el proceso se abra a restauradores de la ciudad con credenciales adecuadas a través de una licitación de obra y que se suspenda cualquier intervención en este momento. Para Alvirde “lo que le pasa a la ciudad nos afecta a todos los ciudadanos” de manera que cuando se anunció el estado en riesgo de la escultura central de la ciudad llamó la atención del estudioso que de manera precipitada “ya tenían detectado el daño y quién lo iba a reparar y hasta cuánto iban a gastar”. La cifra fue cambiando cada vez que entrevistaban al arquitecto Ricardo Agraz, director de Proyectos para Espacios Públicos y al final quedó en 8 millones de pesos un presupuesto planteado en relación a imponderables que pudieran suscitarse. Pero el experto asegura que la información se la proporcionaron a cuenta gotas y el proceso fue complicado.

Cuando pidió saber si había un estudio previo, le respondieron que no existía, que apenas está en proceso preliminar, pero quieren arrancar el 1 de julio con desmontar la pieza, “lo cual es otra cosa que nos pone sobre alerta porque cuando una escultura de bronce presenta una fisura, como no es fractura leve, el contraindicado es moverlo de lugar. Por normatividad ética debe hacerse en el lugar original de la pieza, no moverla. Esa pieza puede trabajarse in situ. Trasladarla la arriesgaría todavía más, en caso de que el daño fuera más severo de lo que a simple vista se ha alcanzado a ver porque simplemente no ha habido los estudios técnicos y científicos adecuados para determinar la gravedad o levedad del daño”.

Por otro lado Alvirde asegura que solicitó que le indicaran en base a qué estudios técnicos se había llegado a ese diagnóstico, si ya se conocían las características de la escultura, es decir la aleación, la composición, la dimensión exacta de grosor. “Si se hubieran hecho estos estudios los tapatíos lo habríamos notado inmediatamente e implicaría poner un andamiaje en La Minerva, llevar un equipo de rayos x, unos equipos muy sofisticados que nunca los han instalado, cosa que no ha sucedido. Han hecho meramente una inspección ocular como la podemos hacer tú y yo cualquier domingo de Vía RecreActiva”. El arquitecto dijo que acudió personalmente a las oficinas de Espacio Público en Marsella 75 a solicitar ese estudio previo, no se lo mostraron y sólo los nombres de los especialistas que supuestamente lo realizaron. “Por último pregunté si ya se había licitado esta asignación de obra y me dicen que no, que no se va a licitar porque lo consultaron con quien debían consultarlo y la obra se va a ejecutar de esa manera directa. Pero excede por supuesto los montos para que esto pueda ser así”.

Para Alvirde no se puede tratar el recurso público igual que el privado, “cuando se trabaja para una empresa uno cobra de acuerdo a los aranceles o lo que el presupuesto que el cliente te lo permita. En el caso público no, el servicio público tiene que apegarse a presupuestos de egresos autorizados desde el principio del ejercicio fiscal”.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.