• Regístrate
Estás leyendo: Los Diablos, el equipo gitano de estadio en estadio
Comparte esta noticia

Los Diablos, el equipo gitano de estadio en estadio

Tras muchas décadas de espera, el próximo sábado el conjunto escarlata por fin verá cristalizado su sueño de tener una casa propia con la inauguración del estadio Alfredo Harp Helú
Publicidad
Publicidad

Los Diablos Rojos son uno de los equipos más icónicos dentro de la historia del beisbol en México, durante toda su trayectoria el equipo capitalino ha sido el único que ha conquistado 16 campeonatos dentro de la Liga Mexicana de Béisbol y ha sido el único con más victorias en la existencia del máximo circuito de béisbol profesional con 5 mil juegos ganados a nivel nacional e internacional.

El primer refugio de los Diablos Rojos, en 1940, fue el Parque Delta, ubicado en la colonia Narvarte, donde compartió diamante con el equipo de los Azules por más de una década, ya que en 1954 el recinto sufrió la pérdida de dos jóvenes aficionados tras derrumbarse parte de las gradas que se encontraban en mal estado. Debido al trágico suceso el parque fue adquirido por el IMSS, y dicha institución remodeló el campo inaugurado en 1955 y convirtiéndola en la nueva catedral del béisbol en México, el Parque del Seguro Social.

Durante su estancia en el Parque del Seguro Social -con capacidad de 30 mil asistentes- a principios de los años cincuenta, el equipo de béisbol con el mayor número de aficionados en México siguió compartiendo su casa, pero ahora con los Tigres hasta el cierre del campo en el año 2000, donde posteriormente el lugar se convertiría en una plaza comercial. El equipo capitalino rojiblanco logró cerca de 12 campeonatos durante su estancia en dicho recinto.

En el verano del año 2000, fue inaugurado el Foro Sol como el nuevo estadio y hogar del béisbol en la Ciudad de México, ahí los Diablos Rojos y los Tigres compartieron vestidores durante dos años, ya que en el 2002 el equipo rayado se despidió con dos campeonatos en el bolsillo y se mudó a las instalaciones de su tercer casa pero no definitiva en Puebla, dejando a los rojiblancos solos en el terreno de la ciudad.

En 2014, ante el anuncio del regreso de la Fórmula 1 al país y las consecuentes remodelaciones a las que se iba a tener que someter el Foro, los Diablos tuvieron que mudarse de nueva cuenta, ahora al pequeño estadio Fray Nano, en la colonia Jardín Balbuena.

Fue entonces cuando el propietario del equipo, Alfredo Harp Helú, y el gobierno de la Ciudad de México anunciaron la construcción de un estadio exclusivo para los pingos.

Debido a problemas financieros y la falta de una buena planeación causaron que el proyecto se detuviera y fue hasta 2017 cuando se reactivó el proyecto que consumará, por fin, el sueño de una casa propia para los Diablos el próximo sábado.

HIOM

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.