¿Por qué no sirve la Línea 12?

En el conflicto de la Línea 12 hay algo que sí se mueve: el piso, lo mismo para las empresas que intervinieron en la obra, que para el gobierno chilango anterior,que para el actual, entre acusaciones de conflicto de intereses, corrupción e ineficiencia. Lo demás está quietecito: el metro, sí, como es evidente para los miles de ciudadanos que pierden horas de su vida en trasladarse, pero sobre todo los vicios eternos de los que deciden por nosotros: la falta de planeación, la asignación de proyectos a dedo, la ceguera en términos de políticas de movilidad.

REGRESAR
    1. Roberto Remes Tello de Meneses

      Sin autor ni detractor

    2. Jorge  Sotomayor

      10 verdades sobre la Línea 12

      Diputado federal independiente y ex secretario ...
    3. Mario  Delgado

      La línea de las mentiras

      Senador y secretario de Finanzas del DF entre ...
    4. Xavier Treviño

      La Línea 12 que no existió

      Director para México del Instituto de ...
    5. Rodrigo Díaz

      El arte de avanzar sin moverse

      Gerente de Investigación y Desarrollo ...
    6. Salvador Medina Ramírez

      Ni planeación, ni licitación

      Coordinador urbano del Institute for ...

10 mentiras reiteradas sobre Línea 12

Adrián Michel

Integrante de la Comisión de Investigación sobre Línea 12, ALDF.

Publicamos ayer un artículo de Jorge Sotomayor, diputado e integrante de la comisión especial para la Línea 12, titulado “10 verdades sobre la Línea 12”. El texto siguiente es una respuesta a ese artículo.

Desde hace más de un año, personajes con intereses políticos y particulares han hecho aseveraciones falaces sobre la Línea 12; presento la realidad documentada que echa por tierra sus mentiras:

  1. Se ha dicho que la creación de Proyecto Metro para construir la Línea 12 fue un hecho sin experiencia previa. Esto es falso, ya que en 1977 se creó la Comisión Técnica Ejecutiva del Metro, la cual fue sustituida en 1978 por la Comisión de Vialidad y Transporte Urbano, ambas encargadas de construcción y ampliación del metro hasta 2008, siendo esta última sustituida por Proyecto Metro.
  2. Se afirma que el proyecto se pensó con fines políticos y que inicialmente la línea era por completo subterránea y que fue el ex jefe de Gobierno quien decidió que fuera “aérea” (sic). Fue el INEGI quien colaboró en la Encuesta Origen-Destino que sirve como base para determinar la continuidad del plan Maestro del Metro publicado en 1996. Esta obra nunca se proyectó como totalmente subterránea por la condiciones del suelo de la zona y fue el propio Instituto de Ingeniería de la UNAM quien hizo los estudios de mecánica de suelos en el área del viaducto elevado.
  3. Se dice que los estándares internacionales consideran de alta peligrosidad las curvas menores a 300 metros; esto es falso: no hay un estándar internacional al respecto y podemos encontrar ejemplos de curvas incluso menores a 100 metros en ciudades como París, Barcelona y Medellín.
  4. Se dice que hay ejidatarios a los que no se les ha pagado por su terreno. Ya hay declaraciones al respecto del GDF de que no existe adeudo alguno.
  5. Se dice que la Línea 12 costó 50,000 mdp; es falso: el costo reportado por la Auditoría Superior de la Federación y la de la ciudad de México arroja que fueron 22,000 mdp y el contrato principal nunca se movió de los 17,500 mdp presupuestados originalmente. Los otros 4,500 mdp corresponden a la supervisión, certificación y obras inducidas no contempladas en el contrato principal.
  6. Se dice que los trenes son rentados y algunos diputados federales afirmaron que el GDF tendría que adquirirlos después de 15 años, demostrando un desconocimiento total del tema. El esquema contratado (PPS) permite que las modificaciones y el mantenimiento necesario los realice CAF sin costo adicional para la ciudad y así contar con trenes funcionales durante el periodo del contrato, entregando los trenes al final del mismo como si fueran nuevos.
  7. Se dice que se faltó a la ley por realizar una adjudicación directa en el contrato de trenes; es falso: la Ley de Adquisiciones para el D.F. establece en su artículo 27 las formas de contratar y en su inciso c se encuentra la Adjudicación Directa, acto apegado a la legalidad que además fue confirmado por el Juez Décimo Segundo en materia administrativa, cuando Bombardier pretendió un juicio de nulidad.
  8. Se ha dicho que se le paga a CAF a $16.40 el dólar; es falso: no hay una sola cláusula del contrato donde se establezca que el pago será a algún tipo de cambio; éste fue pactado en dólares y en dólares se paga.
  9. Se afirma que Systra ha señalado en sus informes que los trenes debieron ser de rodadura neumática; falso: en ningún estudio se señala tal afirmación. La decisión de rodadura férrea se adoptó en un comité técnico del propio Metro, único organismo facultado para dictaminar tal decisión.
  10. Los personajes que han mencionado que la Línea es un fraude denotan desconocimiento sobre el tema, no han revisado las resoluciones de los órganos técnicos de fiscalización o simplemente buscan engañar a la opinión pública con argumentos falaces y mentirosos, con un claro interés político o económico.