China abre la primera tienda dedicada a Los Simpsons

La tienda se localiza en una exclusiva zona de Pekín, la capital china y en ella se venden principalmente prendas con motivos de los personajes de la serie animada. 

Una dona rosa como la que le gusta a Homero Simpson da la bienvenida a la primera tienda del mundo -según confirma la productora de la famosa serie televisiva- dedicada a la familia amarilla de Springfield, que lleva funcionando varios días en Pekín.

La tienda, que vende ropa estampada con imágenes de Homero, Bart, Marge, Lisa y Maggie, se encuentra en la céntrica calle de Sanlitun, una de las mecas comerciales de la capital china, donde comparte espacio con las principales marcas de moda de lujo internacionales.

Latas de cerveza Duff y carteles con la frase "Ay Caramba" decoran la tienda que cuenta con el patrocinio de los productores y distribuidores estadunidenses de estos dibujos animados (Gracie Films y 20th Century Fox).

"A los chinos también nos gusta mucho la serie, por eso ha llegado primero su tienda a Pekín", cuenta el dependiente Liu Ruoxuan, de 20 años, quien también se confiesa fan de la familia animada estadounidense.

"Después de ésta se abrió una tienda similar en Zhongguancun (barrio tecnológico del noroeste de Pekín) y pronto habrá más establecimientos en todas las grandes ciudades chinas", explicó a Efe.

La serie de Los Simpson, que en uno de sus capítulos critica con su ácido humor el régimen chino durante la visita que la familia hace a Pekín para adoptar una niña, llegó a estar prohibida en las televisiones del país unos años, aunque ahora ya es accesible desde algunos canales.

"Yo la veo sobre todo por internet, y también llevo muchos años jugando a la aplicación de los Simpson para móvil", comenta a Efe una clienta, Li Shanshan, quien ha pasado por el establecimiento por su gran afición a la serie.

"Bart es mi personaje favorito, siempre tan movido y sinvergüeza", comenta Li, mientras algunas otras clientas lucen ya camisetas con imágenes de Homero en su pecho o se prueban gorras en las que Marge luce su largo peinado azul.

Para promocionar más esta tienda, durante varios días se colocaron en una plaza cercana tres donas rosas gigantes e imágenes de los personajes, que hicieron las delicias de niños, turistas y fotógrafos.