Adiós selfies, lo de hoy es posar como pollo

Fotografías de personas posando como pollos congelados es una de las tendencias que están circulando por la red. 
Algunas personas han llevado esta nueva forma de fotografía a los espacios públicos como el metro.
Algunas personas han llevado esta nueva forma de fotografía a los espacios públicos como el metro. (The Frozen Chook)

Posar desnudo y enrollado imitando la postura de un pollo congelado: esa es la última tendencia en fotografía que está revolucionando las redes sociales en Nueva Zelanda.

La web "The Frozen Chook", que ha sumado casi 3,000 "likes" en Facebook, recopila las fotografías de usuarios que se han fotografiado en esa postura sobre el lomo de un caballo, en la playa o incluso esquiando. También los hay en una biblioteca, en una clase de universidad e incluso a las puertas de un restaurante de comida rápida KFC.

These girls have mastered the art of a fine roast Frozen Chook, glazed and served with fresh potatoes, it'd satisfy anyone's appetite! Send your own photo or video to FrozenChook.com

Posted by FrozenChook.com on Martes, 13 de octubre de 2015


"Es tan simple como desnudarse, tirarse al suelo en posición fetal, poner los codos hacia dentro como un ave y el trasero sobre las pantorrillas", cuenta una portavoz de la web. "Es realmente sorprendente lo que todos se parecen" a un ave congelada, dijo.

La tendencia está superando fronteras y algunos usuarios de Facebook se atrevieron a hacerlo en un tren del metro de Londres, delante de un estadio de baseball en Nueva York o delante de la formación montañosa Uluru (Ayers Rock) en Australia.


The #frozenchook is starting to take off in USA. Here's a sneaky shot in front of the Citi field baseball stadium in NYC by Artist/Prod/DJ AI-PSend your photo to FrozenChook.com

Posted by FrozenChook.com on Jueves, 15 de octubre de 2015


"Hemos estado viendo muchas tendencias a lo largo de los años como el 'planking' (hacerse la tabla), hacer el búho o selfies extremos. Y todos tienen algo en común: la simplicidad y hacerlo en lugares públicos, por supuesto siempre con una cámara", señala el portavoz.

"Mientras la gente esté segura y respete al público, se trata de reírse no tomarse la vida tan en serio".

Pero algunos comentarios no han sido tan divertidos, con críticas que consideraron la tendencia una auténtica tontería. "Incluso estando vivo un pollo tiene el cerebro del tamaño de un guisante", señalaba un comentario en Facebook. "¡Lo dice todo de los participantes en esta nueva moda de Nueva Zelanda!".