Burócratas estadunidenses en filtraciones de Ashley Madison

Varios empleados federales de Estados Unidos fueron identificados en la base de datos publicada por los hackers que atacaron el sitio para infieles. 
El sitio para infieles, Ashley Madison, fue hackeado hace poco más de un mes.
El sitio para infieles, Ashley Madison, fue hackeado hace poco más de un mes. (AP)

Empleados de más de veinte agencias del gobierno estadunidense, con puestos en seguridad nacional o de justicia, están entre los cientos de trabajadores que estuvieron usando la red de internet en el gobierno para ingresar al sitio de citas extramaritales Ashley Madison y pagar membresías, se enteró The Associated Press.

La lista incluye al menos dos asistentes de fiscales federales, un administrador de información tecnológica del personal de apoyo de la Casa Blanca, un investigador del Departamento de Justicia, un jefe de división y un empleado contraterrorismo en el Departamento de Seguridad Nacional. Otros visitaron desde redes operadas por el Pentágono.

Las políticas generales varían dependiendo la agencia sobre si los empleados pueden visitar páginas de internet como Ashley Madison en horas de trabajo, pero tal uso hace preguntarse a qué páginas de asuntos personales es aceptable que accedan los burócratas estadounidenses en horas de trabajo pagadas por los contribuyentes, en especial aquellos en posiciones delicadas que pudieran verse chantajeados.

Los que se conectaron desde redes federales estadunidenses usaron cuentas de correo del gobierno al suscribirse, pero la AP logró rastrear sus conexiones de internet del gobierno, algunos registrados al servicio desde hace cinco años y lo más reciente hasta junio.

Estos abarcan más de veinte agencias, como los departamentos de Estado, Justicia, Energía, Tesoro y Transportación. Otros desde las redes informáticas de la Cámara de Representantes o el Senado.

Los registros también revelan que los usuarios se inscribieron usando redes estatales y municipales en todo el país, incluso las del Departamento de Policía de Nueva York.

Algunos usuarios del gobierno federal tenían direcciones de email con nombres como "sexlessmarriage" (matrimoniosinsexo), "soontobesingle" (porsersolteropronto) y "latinlovers" (amanteslatinos). Algunos empleados del Departamento de Justicia al parecer usaron tarjetas de crédito prepagadas para ayudarse a mantener el anonimato, aunque se conectaron al servicio desde la computadora de la oficina.