Apple busca recuperar el nombre de iPhone en China

Luego de que un juez le permitiera a una compañía china de productos de piel usar el nombre del teléfono estrella de Apple, la compañía lucha por revertir tal decisión. 
Un hombre camina junto a una tienda de Apple en la Quinta Avenida de Nueva York
Un hombre camina junto a una tienda de Apple en la Quinta Avenida de Nueva York (AFP)

Apple planea una nueva demanda sobre el nombre iPhone en China, luego que un tribunal chino falló en contra de la compañía.

"Tenemos la intención de solicitar un nuevo juicio en el Tribunal Popular Supremo y seguiremos protegiendo enérgicamente nuestros derechos de marca", señaló Apple en un comunicado enviado al diario South China Morning Post.

La empresa con sede en California, Estados Unidos, perdió su apelación en el Tribunal Supremo Popular Municipal de Beijng, que dictaminó que Xintong Tiandi Tecnología puede utilizar el nombre de iPhone en su producción de artículos de cuero.

Apple fracasó en demostrar que iPhone era una marca “famosa” en China antes de que la empresa local solicitara la marca registrada con ese nombre en 2007, dijo el periódico legal oficial chino al reproducir la sentencia.

El fallo de finales de abril permite a Xintong Tiandi Technology seguir usando el nombre iPhone, de acuerdo con el Diario Legal, publicado por la comisión de asuntos legales del Partido Comunista.

Esa decisión prácticamente terminó con los derechos exclusivos de Apple para utilizar el nombre iPhone en China.

El iPhone es el producto estrella de la empresa y el dispositivo más popular que se vende en China, el mayor mercado mundial de teléfonos inteligentes.

Apple presentó su solicitud de la marca registrada iPhone para productos relacionados con computadoras y software en el 2002, de acuerdo con el Diario Legal.

Sin embargo, Xintong Tiandi solicitó el uso del nombre en billeteras y otros productos de piel dos años antes de que los teléfonos de Apple saliesen a la venta en China.

China es el segundo mayor mercado de Apple después de Estados Unidos, aunque las ventas en el primer trimestre en la región cayeron 26 por ciento comparadas con el año previo.

En 2012, Apple accedió pagar a una empresa china 60 millones de dólares a fin de llegar a un acuerdo en una disputa por la propiedad del nombre de iPad, lo que allanó cualquier obstáculo para la venta de la popular computadora en tableta en el mercado chino.

Apple dijo que compró los derechos mundiales del nombre iPad a la firma Shenzhen Proview Technology en el 2009 pero las autoridades chinas dijeron que los derechos en aquel país nunca fueron transferidos.

Una corte falló en diciembre de 2011 a favor de que Proview aún mantenía la propiedad del nombre en China y la empresa solicitó a las autoridades en del gigante asiático a que incautaran todos los iPads.