Apple califica petición del FBI "demasiado peligrosa"

En una serie de preguntas y respuestas publicadas por la tecnológica, se aclara que su posición se debe a la peligrosidad de debilitar el sistema de seguridad de iPhone
"El bloqueo con contraseña y el requerimiento de acceso manual son el corazón de la seguridad que construimos en iOS"
"El bloqueo con contraseña y el requerimiento de acceso manual son el corazón de la seguridad que construimos en iOS" (Shutterstock)

En pleno debate sobre el FBI exigiendo la cooperación de Apple en la investigación de un ataque terrorista, el CEO de la compañía reiteró su postura en una carta que envió a sus empleados y con la publicación en de una serie de “preguntas frecuentes”.

En ambas se exponen las razones de la tecnológica para negarse. La principal: es una herramienta sumamente peligrosa de caer en las manos equivocadas.

El gobierno de Estados Unidos envió una orden de la corte a Apple para que creara una versión única de iOS que permitiera traspasar las protecciones de seguridad de la pantalla bloqueada de iPhone. Este también incluiría una nueva capacidad para que la clave de acceso pudiera introducirse electrónicamente.

Aunque la compañía es capaz técnicamente de hacerlo, sus directivos aseguran que hacerlo tiene dos “peligrosas” implicaciones:

Primero “el gobierno nos obligaría a escribir un sistema operativo completamente nuevo para su uso.” Mismo que haría más fácil desbloquear un iPhone con fuerza bruta “probando con cientos o millones de combinaciones gracias a la velocidad de una computadora moderna” se lee en el texto.

“Construimos seguridad muy fuerte dentro del iPhone porque la gente carga con tanta información personal es sus teléfonos, y hay violaciones de datos cada semana que afectan individuos, compañías y gobiernos. El bloqueo con contraseña y el requerimiento de acceso manual son el corazón de la seguridad que construimos en iOS. Estaría mal debilitar nuestros dispositivos con una puerta trasera ordenada por el gobierno. Si perdemos control de nuestros datos, ponemos nuestra privacidad y seguridad en riesgo.”

Segundo, según la compañía la orden sentaría un precedente legal que expandiría los poderes del gobierno, lo cual “simplemente no sabemos a dónde nos llevaría. ¿Debería permitírsele al gobierno que nos ordenen crear otras capacidades con propósitos de vigilancia como grabar conversaciones o rastreo de localización?”

De acuerdo a la compañía, agentes de todo el país han declarado que tienen cientos de iPhones que quieren que Apple desbloquee si el FBI gana el caso.

¿Pero, si el nuevo iOS fuera de uso exclusivo para el caso en particular y después se destruyera? Apple argumenta que el mundo físico y el digital funcionan diferente. La creación de esta “llave maestra” capaz de abrir millones de cerraduras estaría bajo el cuidado de Apple y que intentaría protegerla con todos sus recursos, “pero en un mundo en el que nuestra información está bajo constante amenaza, sería implacablemente atacada por hackers y cibercriminales […] nadie es inmune a ciber ataques.”

Apple aseguró entonces que “la única manera de garantizar que no se abuse de una herramienta tan poderosa y que no caiga en las manos equivocadas, es no crearla nunca.”

Puedes leer el texto entero aquí.