Soñar en Puebla

El Sueño es un hotel ubicado a unos pasos de la bella catedral de Puebla, donde los sueños de grandes mujeres se concentran para hacer única cada habitación.
Hotel spa El Sueño
Hotel spa El Sueño (Ana Estrada)

México

Mujeres soñadoras, mujeres fuertes, mujeres que trascendieron en la historia y que con sus obras y ejemplos invitan a perseguir los sueños propios.

Dolores del Río, Leonora Carrington, Alma Reed y Sor Juana Inés de la Cruz son sólo algunas de las mujeres que  inspiraron el diseño de El Sueño, un hotel boutique en la ciudad de Puebla que combina la arquitectura de una antigua casona del siglo XVIII con una temática femenina.

En total se eligieron a 20 mujeres de quienes se tomó un pedacito de sueño para verter su personalidad única y dormir arropado por su esencia. De esta forma, se provoca que el arte de Frida Kahlo, o los poemas de Alfonsina Storni o la danza de Isadora Duncan se concentren en un lugar en donde coinciden la historia, la arquitectura y la gastronomía.

Además de contar con un spa -que incluye temazcal- en la terraza desde donde se puede admirar las torres de la catedral poblana, también existe un solarium para descansar y, por las noches, hay un área privada en donde se puede cenar con una lindísima vista del centro de la ciudad.

De la casona El Sueño, cuenta la leyenda que cuando el arcángel San Miguel se detuvo a descansar en el predio cuando trazó la ciudad de Puebla, le gustó tanto que en beneficio dejó “sueños inolvidables y buenaventura para quien duerma en la casa”, así que entre las bendiciones del arcángel y las personalidades de tantas grandes mujeres, soñar es lo mejor que se puede hacer al llegar a este lugar.

¿Dónde? Calle 9 Oriente no. 12, Centro Histórico


Los imperdibles de Puebla

A menos de dos horas de la Ciudad de México, se encuentra una de las joyas coloniales más bellas del país. Si visitas Puebla, o la ciudad de los ángeles, no puedes perder de vista tres lugares que te encantarán:


Obra maestra arquitectónica

La catedral de Puebla es el edificio más emblemático de la ciudad y por poco no se construye pues la sede de la diócesis se encontraba en Tlaxcala, sin embargo fue cambiada y para 1678 comenzó a edificarse tardando casi un siglo en ser terminada. El interior de la catedral es uno de los tesoros mejor resguardados por los poblanos, el Altar Mayor fue diseñado por el maestro Manuel Tolsá y vale la pena admirar sus detalles.

¿Dónde? Calle 2 Sur.


Artesanías y antigüedades

El fin de semana es el momento ideal para visitar la Plazuela de los Sapos. En este antiguo barrio, en donde se instalaron casonas con hermosos balcones y portones, además de coloridas fachadas que ahora son restaurantes y bares, se instala todos los sábados y domingos un tianguis de artesanías típicas de la región -como la bella cerámica de talavera-, bazares de antigüedades y demás objetos de arte. Es perfecto para darse una vuelta a medio día y después comer en alguno de los restaurantes que rodean la plazuela.

¿Dónde? Calle 6 Sur, a dos cuadras de la catedral.


Arte y artistas

A inicios de la década de los 40, el maestro pintor José Márquez Figueroa impartía una clase al aire libre a un grupo de estudiantes cuando se le ocurrió que esa placita, medio descuidada y olvidada, podría convertirse en el punto de encuentro perfecto para que artistas de la región, y de todo el país, pudieran instalar sus propios talleres. Así nació lo que hoy es el Barrio del Artista, que alberga más de 45 talleres y donde se pueden encontrar todos los días a artistas visuales desarrollando sus obras, es decir, ¡es una exposición constante de obras pictóricas!

¿Dónde? Calle 8 Norte, entre El Parián y el Teatro del Pueblo