Samsung lanza un rudo teléfono a prueba de todo

Galaxy S7 Active  tiene una batería que dura por horas, una coraza anti caídas y es resistente al agua
La coraza del Samsung Galaxy S7 Active
La coraza del Samsung Galaxy S7 Active (galaxys7active.com/)

¿Tienes manitas de fierro? El nuevo teléfono de Samsung podría ser perfecto para ti, pues aunque es igual de funcional que su antecesor, es menos bonito pero más aguantador.

El Galaxy S7 Active es una versión más ruda del teléfono más popular de la tecnológica. Sus proporciones y capacidades son similares con una gran diferencia: Active soporta caídas de metro y medio y es resistente al agua.

La pantalla del teléfono está cubierta por Gorilla Glass 4 y encima tiene una capa de policarbonato, una precaución extra para que la pantalla no se quiebre, incluso si la dejas caer y se estrella contra el piso.

La capacidad de batería del teléfono es quizá la mayor en el mercado, con 4000mAh. Si no usas tu teléfono en exceso, es posible que prolongues su batería hasta por un par de días. La única desventaja es que el teléfono es más grande y pesado, para que una batería tan grande quepa.  

El teléfono cuenta con una función pensada para gente con vidas activas, que se van de excursión y pueden estar en peligro. Para ello diseñaron un botón con dos funciones: si lo presionas una vez, abrirá automáticamente la app que previamente decidas (si eres muy adicto a Snapchat por ejemplo, puedes programarla) y si la presionas dos veces, enviará un mensaje de SOS o llamará a un número de emergencia.

Por lo demás, el equipo funciona con Android Marshmallow 6.0.1 y el procesador Snapdragon 820 de Qualcomm con 4GB de memoria RAM. Tiene capacidad de almacenamiento de 32GB y espacio para una tarjeta micro SD para expandirla hasta 200GB.

La cámara de 5 megapixeles al frente y 12 atrás es igual que la del Galaxy S7.

Por el momento el smartphone sólo estará disponible en Estados Unidos. Pero si tantas ventajas son ciertas, probablemente se expanda a otros mercados muy pronto.