Moda contra el cáncer

Sara Galindo, una de las máximas autoridades de la moda en México, busca que 30 diseñadores mexicanos donen piezas para la campaña contra esta enfermedad.
Sara Galindo
Sara Galindo (Octavio Hoyos )

México

La palabra “ayuda” debe ponerse de moda, la autoexploración debe ser un tema très chic entre las mujeres y las revisiones médicas periódicas dejar de ser un tabú. Para lograrlo, la industria de la moda en México debe poner todos sus reflectores sobre una enfermedad que año con año se lleva la vida de miles de mexicanas: el cáncer de mama.

Para Sara Galindo, una de las figuras más importantes de la moda en México, esta es una de las mejores estrategias para lograr combatir la principal causa de muerte de mujeres en nuestro país y lograr un cambio cultural real, “que sea algo chic revisarte, que no te dé pena tocarte y ver si algo te salta, sino que sea algo que todas las mujeres hacen”, dice.

Este año, Sara fue nombrada licenciataria del Fashion Targets Breast Cancer (FTBC), una fundación iniciada hace 20 años por el diseñador Ralph Lauren con la idea de unir a todos los actores de la moda en torno al tema del cáncer de mama y que ha logrado extenderse y formar una red por todo el mundo.

Sara, como autoridad de la moda, agregó el nombre de México a la lista de países que se unen a la causa entre los que destacan Reino Unido, Brasil, Chipre, Canadá, Grecia, Irlanda, Portugal, entre muchos otros. “Pensé que era una buena idea que en la moda mexicana despertáramos ante una causa y me llegó a las manos ésta”.

Por primera vez desde que fue creada la fundación, la industria mexicana de la moda hará del tema del cáncer de mama una tendencia permanente.

La idea es que, en nombre de la FTBC, diseñadores mexicanos donen piezas propias para ser subastadas y un porcentaje de las ganancias sea para asociaciones civiles que se dedican a la prevención, canalización o apoyo emocional de mujeres que hayan sido diagnosticadas con cáncer.

El primer evento al que se une la FTBC es la pasarela Nook MX en donde Sara espera lograr que al menos 25 diseñadores mexicanos, entre los que destacan Rolando Santana, Kris Goyri y Sandra Weil, donen una pieza para subastar, “la idea es hacer eventos durante todo el año y campañas donde se vea beneficiada alguna fundación de estudios, de prevención, de  cuidados después de las enfermedades. Vamos a tener un evento con Nook de moda donde va a haber una subasta y ayudaremos con un porcentaje a la prevención de cáncer de mama”, explica Sara.

Según dice esta mujer, madre, empresaria y fashionista, es que no pretende evangelizar ni cambiar a las personas, pero sí mover las fibras de quienes están inmiscuidos en la industria, Por el momento, una de las primeras asociaciones con las que Sara ha tenido un acercamiento formal para hablar sobre el proyecto de FTBC en México es la Fundación Beatriz Beltrones, que se dedica a llegar a las comunidades rurales y zonas marginadas del estado de Sonora para realizar mastografías y análisis gratuitos a mujeres de escasos recursos. Los resultados obtenidos y el hecho de que mantenga el mismo marco legal que se exige a las asociaciones de su tipo en otras partes del mundo, la hacen una fundación ideal para que ser apoyada.

Una de las plataformas de las que se ayuda Sara es Mexicouture, donde los diseñadores mexicanos más destacados presentan parte de sus colecciones y que ella misma creó para este fin.

Los más de 30 diseñadores que son parte de Mexicouture han sido invitados a participar en el desfile Nook MX y a donar una pieza para ser subastada, “ya haya personas entendiendo que este tema es para ayudar a México y que además les ayudas a poner su nombre en Nueva York”, dice.

Por último, para Sara Galindo, quien lejos de vestir prendas de grandes marcas a diario, lleva siempre jeans y calza impresionantes zapatos de tacón con un estilo que pocos tienen y que la convierte en una autoridad de la moda en México, lo más importante de su trabajo es poner salvar a las mujeres mexicanas a quienes considera el pilar del país, “queremos mover las fibras sensibles de hombres y mujeres para que sea de moda checarte”.

No te pierdas el divertido shooting con Sara Galindo