El tatuaje como manifestación de identidad social

Hace 10 años, los negocios dedicados a este arte trabajaban casi de forma clandestina. Hoy en día, están obligados a una regulación por parte de Salubridad y Riesgo Sanitario.
Los jóvenes pueden hacer casi cualquier cosa en lo que se refiere al diseño de imagen en la piel.
Los jóvenes pueden hacer casi cualquier cosa en lo que se refiere al diseño de imagen en la piel. (Lilia Ovalle)

Torreón, Coahuila

Hace 10 años, una persona tatuada era sujeta a la discriminación social y laboral, en tanto que los negocios dedicados al rubro operaban en la semiclandestinidad.

Ahora, son regulados a través de estrictas normas sanitarias en tanto que los clientes, hombres y mujeres, pretenden inmortalizar un momento de su vida en la síntesis que permite una imagen grabada en la piel.

"El costo depende del tamaño y diseño, lo que implica reto son las fotografías porque son imágenes tipo realismo o lo que le llamamos 3D".

Erick Corral, experto en piercings, indicó que un mal trabajo deja por lo regular una perforación con encarnado, pues las intervenciones presentan un grado de inflamación y los piercing deben tener un poste de al menos 14 milímetros de largo para tenga libertad la piel inflamada.

Al llegar a Punto Aparte Tatoo, negocio ubicado sobre la avenida Morelos casi esquina con la calle Cepeda, Erick realizaba una intervención para retirarle a una joven un percing encarnado, lo que le provocaba dolor y riesgo de infección.

"Esta pieza que le pusieron a ella, realmente está diseñada para ponerla en el labio pero se la pusieron en la mejilla, la cual de inicio no dio ningún problema, quedan apretaditas, se ve muy chic el hoyuelo pero el problema es que con el tiempo queda apretado y se va encarnando hasta que ya es molesto".

De igual manera detalló que aunque las piezas son diseñadas con acero quirúrgico con aleaciones de níquel puede producir un proceso alérgico, lo que complica mucho más la intervención.

Con dos años instalados en el local, por su parte, el tatuador Gabriel "El Gaby" Cepeda, dijo que el diseño ha cobrado un nuevo auge debido a que antaño se establecía un tabú producto del rechazo social, en tanto que ahora existe apertura.

Erick Corral detalló que esta tendencia ha impulsado a legisladores en la promoción de leyes para evitar la discriminación laboral y social.

"Si te van a correr por un tatuaje no te lo van a decir, te van a buscar hasta que te revienten pero bueno, es un buen paso".

"Anteriormente, hace algunos años atrás se trabajaba de manera semiclandestina y hoy en día se nos pide estar regulado por parte de Salubridad y Riesgo Sanitario, lo que es la Cofepris".

En cuanto a la promoción de los servicios del tatuador, El Gaby Cepeda dijo que aún funciona la recomendación de voz en voz pero ayuda mucho al negocio el manejar estrictas normas sanitarias.

Para ello se contratan incluso los servicios profesionales en cuanto al manejo de residuos considerados peligrosos y la esterilización de los utensilios quirúrgicos a través de la autoclave.

Con costos de 400 pesos como punto de partida, los jóvenes pueden hacer casi cualquier cosa en lo que se refiere al diseño de imagen en la piel.

Desde imágenes tridimensionales o realistas, hasta el grabado de tribales, cómic, tradicional americano o new-school, con variantes que van del blanco, negro y el color.

"Si te van a correr por un tatuaje no te lo van a decir, te van a buscar hasta que te revienten pero bueno, es un buen paso".

Cabe mencionar que las partes más dolorosas del cuerpo son las que se encuentran en apego de huesos como el pecho, costillas, omóplatos y empeine pues se inyecta el color perforando la epidermis y la dermis.

"El costo depende del tamaño y diseño, lo que implica reto son las fotografías porque son imágenes tipo realismo o lo que le llamamos 3D... en cuanto a trabajos caros hace poco vino un muchacho de España y le llené el brazo, le hice unas 8 sesiones y cada una era de mil 200 y variaba un poquito más o menos", apuntó Gabriel Cepeda.

El costo de un tatuaje se vuelve relativo si se considera en él la técnica y la asepsia puesto que en el establecimiento se han debido capacitar a través de seminarios de colores, técnicas de tatuaje e incluso en primeros auxilios, sin considerar los años de experiencia y el manejo de los clientes.