‘Dicen que la mariguana no se inyecta, pero nosotros lo vimos en Wikipedia’

Páginas como Juventud Cristiana Unida Anti Marihuana e Iglesia de la Nueva Era juegan desde la ambigüedad con el extremismo religioso y la intolerancia.

Monterrey

El hijo de Pablo Jiménez acostumbraba consumir mariguana. Era un joven fanático del black metal. Sacrificaba gallinas y afirmaba ser satánico. Pintaba su rostro con colores negro y blanco y dibujaba en su pecho el número de la bestia, 666.

"Me presento, me gustan las bandas de metal más extremas que puedan existir", decía el joven presuntuosamente en redes sociales.

La versión indica que tres jóvenes habrían salvado al muchacho a través de la página que administran en internet: Juventud Cristiana Unida Anti Marihuana (JCUAM), uno de esos sitios supuestamente religiosos que de tan extremistas en sus ideas resulta difícil tomarlos en serio, pues rayan en la franca caricatura.

"Mi hijo se inyectaba mariguana (sic) y comenzó con la mariquera de ser un metálico satánico, pero gracias a esta hermosa página decidió al fin rehabilitarse y regresar al camino del Señor, gracias por su atención. DTB", escribió el supuesto padre del ahora ex satánico en el muro de Facebook de la Juventud Cristiana.

Los jóvenes administradores, dos originarios de Ecuador y uno de San Luis Potosí, México, son objeto de burlas e insultos por sus supuestos intentos de "erradicar el consumo de la mariguana en la sociedad", a través de la publicación de información y datos sin fundamento respecto al uso de esta hierba.

No obstante, ellos niegan que sean una sátira y afirman que sus motivaciones y publicaciones son reales, o al menos eso afirmaron en una charla que MILENIO Monterrey logró tener con ellos a través de Skype.

"Somos una página muy seria. Mucha gente piensa que lo que hacemos es en son de broma, pero simplemente creemos que es gente que le gusta el consumo de las drogas o que es atea", comenta uno de ellos.

Dicen pertenecer a la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, decidieron unir esfuerzos para evangelizar y convencer al mundo de las graves consecuencias que conlleva el consumo de la mariguana.

Como ejemplo de las víctimas de "la hierba del diablo" –como ellos la llaman–, citan la muerte del vocalista del grupo Nirvana, Kurt Cobain, quien se suicidó en abril de 1994 con una escopeta. Según lo publicado por este trío, el cantante en realidad era adicto a "inyectarse mariguana" (sí, a inyectársela), y al no encontrar farmacias abiertas para conseguir una jeringa, cayó en una depresión que lo llevó a quitarse la vida.

"Esperamos que con este ejemplo la próxima vez que algún pecador les ofrezca mariguana, ustedes sepan decirle: ¡NO!", concluyen en su publicación.

A manera de eslogan, los líderes de la Juventud Cristiana Unida Anti Marihuana utilizan el hashtag #pazpoderysalbación. Otra vez: sí, "salbación", con B.

"Está en el capítulo de Hebreos 4:20, está escrito salvación con 'b' grande en la primera página, y ahí dice: 'condenar a todos los que fumen' (...), entonces justo estábamos hablando sobre la mariguana y nosotros tomamos eso como revelación, y dijimos que debíamos crear una página cristiana", explica uno de los ecuatorianos.

El capítulo 4 del libro de los Hebreos en el Nuevo Testamento tiene 16 versículos, es decir, el pasaje Hebreos 4:20 no existe.

Por el contenido que publican, los jóvenes se han convertido en blanco de críticas y constantemente reciben mensajes de odio por parte de detractores.

Aún así, los tres aseguran que es más grande el número de gente que los apoya y que incluso comparten sus testimonios de rehabilitación, agradeciendo a la página por ayudarlos a dejar el cannabis.

"Todos los días recibimos alrededor de mil mensajes o más de burla que nos tratan como si fuésemos una basura, piensan que todo lo que hacemos, lo hacemos en son de broma; o sea, dicen que la mariguana no se inyecta pero nosotros lo vimos en Wikipedia, inclusive le pasamos el link a nuestro amigo y él pudo corroborar con su pastor que la mariguana sí se puede inyectar", asegura uno de los administradores.

El artículo de Wikipedia al respecto dice: "El cannabis suele ser consumido por vía respiratoria (fumando o vaporizado), aunque también es posible su consumo por vía oral".

Juventud Cristiana Unida Antimariguana es sólo uno de los proyectos en internet que toman como tópico la religión y la llevan al extremo. Páginas como Stop Masturbation Now, cuyo objetivo es evitar que la gente se masturbe, parecen burlarse de la religión y la ciencia con noticias sin fundamento, como la suposición de que la propagación del ébola tiene una relación esta práctica sexual.

Además promueven la Cruz Antimasturbación, que es una aditamento para amarrar a los niños con el fin de "mantener sus manos alejadas de las zonas peligrosas de pecado".

El blog de la "Iglesia de la Nueva Era" pertenece al supuesto reverendo pentecostal Daniel Salcedo, quien en su cuenta de Facebook utiliza como imagen de perfil una perturbadora fotografía de un joven caracterizado como Jesús.

En esta página, el administrador alertó de la presencia de "pornografía" en el sitio de videos YouTube, refiriéndose al más reciente clip de la rapera Nicki Minaj, Anaconda.

"Quizás no nos gusten demasiado los países árabes, pero al menos tienen una cosa envidiable, logran que las arpías femeninas mantengan la ropa puesta", argumenta el supuesto reverendo en su blog.

También publica una guía sobre la ropa interior femenina que es agradable a Dios y cuál es provocadora y tienta a los varones a pecar, una guía para saber si un marido en realidad es homosexual, si los hijos se masturban o si las hijas son prostitutas, entre otros "artículos".

Aunque se le enviaron mensajes a través de Facebook en reiteradas ocasiones, el supuesto "reverendo" nunca accedió a conceder una entrevista.

A diferencia de otras páginas, la Iglesia de la Nueva Era juega con la ambigüedad y se esfuerza por incluir datos supuestamente científicos en sus publicaciones, algunos tomados de estudios que en su momento generaron polémica y fueron acusados de carecer de rigor metodológico, como el que realizaron los doctores Paul y Kirk Cameron y que presentaron en Dinamarca en 2007, según el cual los homosexuales viven menos.

"¿Esto es un experimento social, cierto? Dudo que sea una página real o haya quien realmente crea en estas sandeces", comenta uno de los escépticos que dejan comentarios.

Y aunque para la mayoría de quienes los visitan es abiertamente una broma, la página de la Iglesia de la Nueva Era sí tiene un apartado para donativos a través de todas las tarjetas de crédito. Hay de bromas a bromas.