Ku Klux Klan amedrentaba 'mojados' en la frontera

Durante 1977 Pelé dejó de ser jugador profesional en su amado Santos, López Portillo visitó España ya que lo ibéricos quería los mercados latinos y La Laguna, con el precio del huevo en las nubes.
Octubre de 1977.
Octubre de 1977. (Cecilia Aguilar)

Torreón, Coahuila

Al secre de relaciones exteriores, de apellido Roel, le prestaron el micrófono en la ONU y aprovechó para decir que en realidad el organismo evadía los problemas del hombre y manejaba en cambio en las agendas otras cosas de gran intrascendencia.

Los algodoneros tenían un solo problema muy grande: no había mercado. El precio de la fibra estaba demasiado bajo, y los ejidatarios no veían modo de sacar alguna ganancia.

Y tenía razón. Según se informaba, para entonces había unas 18 mil organizaciones no oficiales que se encargaban de traficar personas de todo el mundo a EU, en busca del sueño americano tan cacareado y tan anhelado, que se convertía en pesadilla muchas veces.

Malas noticias futbolísticas: Pelé no era como Su Santidad y el sí anunciaba su retiro de las canchas aún en su equipo el Santos de Brasil.

Esto en un juego en Nueva Jersey y con un chilladero tanto del glorioso futbolista como sus admiradores.

Por primera vez un presidente mexicano visitó España. Y tuvo en mal la suerte que fuera López Portillo, que fue recibido austeramente.

Todo en plan con maña, porque los dos países querían intercambios comerciales, y España ingresar así a los mercados latinos.

En Torreón, dos policías andaban haciendo sus cosas de polis en moto en la colonia San Isidro y al cruzar una calle, un sujeto muy caballeroso a bordo de un carro amarillo les cedió amablemente el paso. Y luego los atropelló, igual y le cayeron gordos.

Como EU y la URSS fraguaron unos planecillos para la paz en Medio Oriente, pues ya se les afiguraba que se resolvía todo.

Pero Israel no quiso nada. Las potencias siguieron mandando armas a escondidas tanto a árabes como a israelíes.

Un motín en la penitenciaría de Guadalajara, Jalisco, dejó saldo de varios muertos y heridos.

Había unos 3 mil prisioneros y se informó que los asesinos e instigadores fueron unos malandros de un grupo denominado "Los Chacales".

Escandalera mundial por el secuestro de un avión germano occidental, por parte de terroristas que querían volarlo con todo y 87 rehenes. Volaron de ciudad en ciudad.

Paulo VI les decía a los obispos que estaban bien locos si creían que iba a renunciar al papado. Bueno no les dijo así pero no se iba y eso que andaba cumpliendo sus 80 años.

En Nairobi, Kenia, un comando armado alemán rescató a los secuestrados y mató a tres de los cuatro secuestradores.

Los huevos se convirtieron en artículos de lujo por que estaban muy caros. Aún así, los avicultores locales decían que no le sacaban nada a los huevos que producían.

Nada de ganancias pues. En todo el país nos faltaban los productos gallináceos, que subieron aún más.

El maléfico Ku Kux Klan ahora no sólo la traía contra los negritos, sino contra los mexicanos y patrullaban la frontera para impedir la migración a la brava.