Festejan en San Miguel de Allende Acción de Gracias

La tradicional fiesta estadunidense fue celebrada por los 12 mil norteamericanos que han hecho de este municipio su hogar.
Estadunidenses pasaron contentos el Día de Acción de Gracias.
Estadunidenses pasaron contentos el Día de Acción de Gracias.

San Miguel de Allende, Gto.

Miles de familias norteamericanas se encuentran lejos de su hogar, pero aseguran que su cultura y sus tradiciones las hace sentir como en casa.


Tal es el caso de la familia de Nancy Howze, quien estableció a San Miguel de Allende, Guanajuato, como su segundo hogar.


La familia norteamericana ha vivido en San Miguel de Allende por 10 años.


Y en compañía de amigos y compañeros de trabajo, a quienes llamó "su familia extendida", celebraron desde temprano el Día de Acción de Gracias en un ambiente cálido e íntimo.


"El Día de Acción de Gracias en Estados Unidos es probablemente la celebración más importante del año, porque es el día en el que nos juntamos los amigos y la familia y sólo disfrutamos por el hecho de estar juntos, el Día de Acción de Gracias es un día para estar rodeado de las personas que quieres y las que te quieren", dijo Nancy.


Durante la cena del Día de Acción de Gracias, Nancy estuvo acompañada de amigos provenientes de México y Argentina, quienes contaron que esta celebración permite compartir con las familias mexicanas las tradiciones de otras culturas.


Además de que es una oportunidad para agradecer por la amistad y las oportunidades recibidas.


"Para nosotros como mexicanos, estar invitados a una reunión como esta cada año, es un gran honor", comentó una de las asistentes.
Tras dirigir algunas palabras de agradecimiento por la amistad y las oportunidades que se han presentado en el año, se hizo el corte del tradicional pavo horneado.
Durante la cena de Acción de Gracias, también se sirvió una guarnición elaborada de cebolla, pan y especias, además de camote, puré y vino tinto, alimentos tradicionales que acompañan la celebración.


Después de la cena, la anfitriona sirvió pasteles elaborados de calabaza, manzana, nuez y uno de chocolate y chile que llamó la atención de sus comensales.
"Siempre hay comida fabulosa, hay pavo, puré, hay papas dulces y los postres, es una maravillosa celebración", dijo la anfitriona.


Nancy y sus invitados no dejaron de festejar durante toda la noche, además reafirmaron su amistad, rieron y agradecieron por estar juntos y conocerse.
"No importa de qué país seas, siempre hay que dar gracias por los regalos y por las bendiciones que tenemos en nuestras vidas", comentó Nancy.


CARIDAD


La organización Casita Linda se estableció en San Miguel de Allende en 2001 con la finalidad de construir casas y otorgar ayuda a las familias más necesitadas del municipio, a través de donativos y el trabajo conjunto de miembros mexicanos y extranjeros.


Nancy Howze pertenece al grupo de donadores de la fundación Casita Linda, junto con su compañero Jim, que a través de su organización de bienes raíces CDR San Miguel, brindan apoyo monetario a la institución.


"Es la manera en la que nuestra compañía da gracias a la comunidad. Casita Linda es una fundación fabulosa y nos sentimos orgullosos de ser parte de ella", comentó Nancy.


Nancy Howze contó que este año la fundación recibió el apoyo de un joven de 15 años que aportó 50 mil dólares para la construcción de hogares en San Miguel de Allende.


ARQUITECTURA


Alrededor de 12 mil estadunidenses residen actualmente en San Miguel de Allende.


Muchos de ellos se sienten atraídos por la arquitectura y por la historia de la ciudad, y aunque aseguran que extrañan sus hogares, el municipio guanajuatense se convirtió en un lugar adecuado para vivir y visitar.

Lylia es una de tantas ciudadanas estadunidenses que pasó el Día de Acción de Gracias en San Miguel de Allende.


Antes de reunirse con sus familiares para su cena tradicional, decidió dar un paseo por la plaza principal y admirar la arquitectura de la zona.


Henry y Dayanne son una pareja norteamericana que se encuentra de visita por Guanajuato, y aseguraron que lo más llamativo de San Miguel es su colorido.
"Es un lugar hermoso, San Miguel de Allende tiene muchas actividades, fiestas y desfiles", comentó Dayanne.


"Me hubiera gustado estar presente cuando la Catedral se estaba construyendo", añadió Henry.


El matrimonio contó que durante su visita al Estado hizo un recorrido por Dolores Hidalgo, Guanajuato y durante el fin de semana visitará León.


En la ciudad natal de Henry y Dayanne, durante el Día de Acción de Gracias, las familias recogen las cosechas, se hace un acto de agradecimiento y cenan.


Algunas familias asistieron a los restaurantes de la ciudad para celebrar la el Día de Acción de Gracias, otros aprovecharon para pasear en compañía de familiares y amigos o tomarse fotografías en la plaza principal.